Algunas de las restrictivas normas de la Mac App Store

Síguenos

appstore1.jpg


Cuando todos pensábamos que las enormes normas impuestas por Apple en la App Store de iOS eran cosa del pasado, Apple vuelve a la carga con las nuevas normas impuestas en la Mac App Store, nombre con el que se empieza a denominar la tienda de aplicaciones de Mac.

Apple había decidido relajar bastante las normas de publicación de aplicaciones en la App Store hace algunos meses. Pero con la llegada de la App Store para Mac y la publicación de las normas de estas, descubrimos que son bastante restrictivas en lo que puedes y que no publicar en dicha tienda.

Algunas normas van desde lo más básico y sencillo: “Que no usen códigos de licencias o sistemas anticopia adicionales” hasta normas altamente draconianas como: “Que no dupliquen funcionalidad de otras aplicaciones que ya estén en la AppStore”.

Normas y guía de publicación en la Mac App Store

Aquí tienes un resumen de las mejores (o peores según lo que pienses) normas que de momento se han impuesto en la nueva tienda de aplicaciones de Apple para Mac OS X.

  • Norma básica: que las aplicaciones estén libres de bugs. Entendemos que las aplicaciones pueden tener fallos, aunque pretenden que tengan un número mínimo de los mismos.
  • Sólo se pueden actualizar haciendo uso de la App Store, es decir, no pueden usar métodos alternativos de descarga que no sean la propia tienda. En el fondo es lo normal, Apple quiere que las aplicaciones funcionen de la misma forma que lo hacen en iOS, pero en Mac. La App Store será el centro de actualización de aplicaciones del sistema.
  • Que no utilicen tecnologías opcionales, como Java. Ni siquiera se pueden descargar esas dependencias, es decir, no depender de código externo.
  • Que sean autocontenidas, y que no modifiquen archivos fuera de su paquete. Muchas de las aplicaciones para Mac funcionan más o menos así, pero esto implica que aplicaciones que quieran añadir elementos extra a otros programas no podrán estar en la AppStore.
  • Que las aplicaciones no pidan permisos de superusuario, ni instalen drivers y que utilicen obligatoriamente el instalador de Xcode. Quieren evitar a toda cosa cualquier tipo de acceso a partes importantes del sistema, aunque el tema de los drivers me parece algo mal, hablamos de un ordenador completo y muchas aplicaciones pueden necesitar por ejemplo de código externo para hacer funcionar una tableta digitalizadora.
  • Que no dupliquen funcionalidad de otras aplicaciones que ya estén en la AppStore. Una norma un tanto complicada, entendemos que no quieren 100 aplicaciones de “pedos”, pero es de esperar que se permita el uso de más de un navegador o suite ofimática.
  • Que sean “muy útiles” o que “ofrezcan cierto valor de entretenimiento duradero”. Nos imaginamos que lo de útil lo tendrán que decidir los usuarios y no Apple, aunque me imagino que es más una motivación para los desarrolladores que una norma en si misma.
  • No mostrar ningún tipo de licencia. Esto es sencillo, la App Store (como la iTunes Store) está asociada a un contrato de uso que aceptas de forma implícita cada vez que descargas una aplicación, no tiene ningún sentido mostrar posteriormente otra licencia de usuario cuando ya ha sido aceptada al comprar la aplicación.
  • Que no usen códigos de licencias o sistemas anticopia adicionales. La App Store ya cuenta con su propio mecanismo de fairplay así que no quieren ningún tipo de anexo a este.
  • Que no contengan contenidos pornográficos o violentos. La pornografía estaba más o menos claro, el tema de “violentos” puede ser muy controvertido y eso puede quitar muchos juegos que no se limiten a aterrizar aviones.
  • Que no habiliten a sus usuarios a compartir archivos ilegales o porno. Damos por sentado que se habla de servicios que únicamente traten este contenido, como portales pornográficos o aplicaciones para compartir archivos de forma ilegal.
  • Que no se parezcan en forma o funcionalidad a las aplicaciones del sistema creadas por Apple. No podría estar más de acuerdo con el comentario de la entrada original: ¿Cómo? Pero si tienen que estar realizadas siguiendo sus normas y bajo Xcode con sus lineas de diseño, pues en algo se tienen que parecer a las creadas por Apple ¿no?
  • Contar con una interfaz bastante atractiva e interesante. No hay mucho que comentar en este aspecto.
  • Que no tengan una tienda de plugins de pago, ni alquileres de contenido. Absolutamente todo contenido anexo a la aplicación tiene que depender de la App Store, no es nada nuevo así funcionan muchos juegos y aplicaciones de la App Store de iOS, descargas dentro de las apps que en realidad se realizan desde la propia tienda de Apple.
  • Que no difamen a ninguna religión. Entendible, hay que ser muy sensible con estos temas, aunque esperemos que la aplicación de Franco no tarde otros 30 días en ser eliminada de la App Store.

Vía | Genbeta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios