Publicidad

SANDMARC Anamorphic Lens, análisis: con esta lente el iPhone sube de nivel y graba vídeos propios de películas de cine
Accesorios

SANDMARC Anamorphic Lens, análisis: con esta lente el iPhone sube de nivel y graba vídeos propios de películas de cine

Publicidad

Publicidad

Seguramente habrás visto algún que otro vídeo en YouTube (generalmente de ciudades o paisajes) donde el autor consigue "algo" para que el vídeo sea diferente a un vídeo normal y corriente que tú puedes grabar con tu iPhone. Tienen como un aspecto más "de cine". Por supuesto que hay muchos factores que influyen para conseguir esto, aunque uno con el que puedes acercarte muchísimo a ese estilo es usando una lente anamórifca en la cámara del iPhone.

Las lentes anamórficas para iPhone se adjuntan a la cámara del teléfono para vitaminar las capacidades de esta. Aportan un estilo peculiar a las fotografías y vídeos que se puede diferenciar de inmediato y los resultados son desde luego espléndidos. En Applesfera hemos estado probando la lente anamórfica del fabricante de accesorios SANDMARC para ver cómo de bien cumple lo que promete.

SANDMARC Anamorphic Lens

Qué es eso de la grabación anamórfica

Lo primero que hay que entender es qué es esto de "grabación anamórfica". Nuestros compañeros de Xataka Foto tienen más detalles al respecto y explicando cómo se consigue y qué beneficios puede tener. Sin embargo, para entenderlo de forma rápida, es básicamente una lente que alarga la imagen para captar más escena y luego achatar la imagen en post producción para que se vea correctamente.

Puede parecer confuso, pero en realidad una vez se ve visualmente es fácil de entender. Es sólo cuestión de grabar con la lente y posteriormente deformarla para que deje de estar deformada. A continuación un ejemplo de la imagen antes y después de ser achatada:

SANDMARC Anamorphic Lens Un ejemplo de la fotografía resultante de disparar con SANDMARC Anamorphic Lens y cómo queda posteriormente al achatarla verticalmente (o estirarla horizontalmente).

A nosotros nos interesa cómo se aplica esto en el iPhone. Pues bien, con una lente anamórfica que se adjunte a la cámara como hemos indicado. ¿Para qué? Para obtener algunos resultados de lo más interesantes. Se le puede sacar mucho partido y ofrece un estilo diferente a las fotografías y a los vídeos. Personalmente es la lente que más interesante me parece en comparación con ojo de pez, teleobjetivo, gran angular o macro por ejemplo. Básicamente conseguimos imágenes en formatos mucho más panorámicos capturando más escena al fotografiar o grabar. Es decir, podríamos recortar un vídeo grabado sin la lente para hacerlo panorámico, pero no capturaríamos tanta escena que cuando usamos una lente que "físicamente" captura más.

Por otro lado, los vídeos capturados con una lente anamórfica tienen un estilo muy peculiar. La imagen se deforma ligeramente en las esquinas debido a la deformación óptica propia de la lente. Pero además de eso, genera unos flares generosos propios de este tipo de lentes que son extremadamente largos. Ambas cosas son "defectos" de la fotografía, pero es como el grano de una imagen, es un "defecto" que gusta u le da un aspecto diferente a la imagen. Es por eso que los vídeos grabados con una lente anamórfica parecen "de cine", porque se ha usado en el cine y estamos acostumbrados a ver estos defectos en películas del cine.

SANDMARC Anamorphic Lens Si nos fijamos en el faro derecho del autobús se aprecia el enorme flare que genera la lente.

Lente anamórfica para iPhone de SANDMARC

Introducido el concepto de image anamórfica, es momento de pasar a la acción y ver qué nos aporta SANDMARC son su lente Anamorphic Lens. Estamos ante una lente externa que, como muchas otras que se venden en el mercado, se adjunta al iPhone para ser utilizada. Una vez colocada al teléfono podremos capturar imágenes con un estilo diferente gracias a las capacidades de la propia lente.

SANDMARC Anamorphic Lens SANDMARC Anamorphic Lens con su clip, la carcasa y la tapa para proteger la lente.

El producto está compuesto por la propia lente en sí, protectores para ella, un clip para engancharla rápidamente al teléfono, su bolsita protectora y una carcasa específica para cada modelo de iPhone donde enroscar la lente. La lente se enrosca a la carcasa o al clip, dependiendo de cómo la queramos utilizar. El clip es ideal para disparar algo rápidamente y espontáneamente, aunque la carcasa es preferible si vamos a grabar durante más tiempo y queremos un agarre sólido.

SANDMARC Anamorphic Lens SANDMARC Anamorphic Lens colocada en el iPhone con el clip.

La propia carcasa de hecho se puede utilizar en el día a día. Tiene una construccion impecable haciendo que sea agradable al tacto, no demasiado gruesa y con detalles como botones para volumen y apagado con tal de que sea más facil pulsarlos. En otras palabras, que puedes usar la funda por si sola aunque no uses la lente siempre.

SANDMARC Anamorphic Lens En la zona de las cámaras dispone de dos roscas para colocar la lente.

Volviendo a la lente, un aspecto negativo que encontramos tiene que ver con la rotación de la misma. Tras enroscarla hay que alinearla con la cámara para que capture correctamente la imagen (no es como un ojo de pez que deforma en 360 grados por igual, tiene que estar perfectamente en horizontal). Para ello dispone de una línea identificativa visual y podemos girar la lente (como si hicieramos zoom en una lente de una cámara). ¿Cuál es el problema? Que para mi gusto se gira demasiado fácil, hace que siempre que voy a disparar mire instintivamente si está correctamente alineada. Diría que una de cada diez veces no lo está.

SANDMARC Anamorphic Lens La parte cuadrada rota de forma independiente de la parte circular, para alinear la lente.

Ajustada la lente, es momento de abrir la app Cámara (o la app que prefiramos para hacer fotografías y vídeos) y empezar a fotografiar o grabar. Inmediatamente vamos a ver todos los elementos mucho más estirados de lo normal verticalmente. No pasa nada, esto es normal por la deformación de la lente. Es algo que se procesa después, aunque también podemos usar otras apps de fotografía como FiLMiC Pro que permiten ver de forma directa la imagen correctamente. Para ello achatan la imagen en directo. Pero bueno, si somos conscientes de ello no debe suponer un problema, de hecho es lo divertido de las lentes anamórficas.

SANDMARC Anamorphic Lens

Punto impotante a mencionar, con esta lente puesta sólo podremos usar la cámara principal del iPhone, el gran angular. Es decir, si el iPhone dispone de teleobjetivo o de ultra gran angular no los podremos usar porque simplemente la lente está tapándolos. Otra opcion es usar el clip y mover la lente a otra de las cámaras del iPhone, aunque no tiene muchos sentido ya que es con el gran angular con el que mejores resultados obtendremos. Pero vamos, que no puedes hacer un modo retrato con la lente anamórfica, por ejemplo.

Una vez hechas las fotos y los vídeos, ¿qué? Aquí pasamos a la fase de edición. Diferentes editores de vídeo permiten achatar la imagen para que se vea correctamente. En el Mac podremos usar Adobe Permiere o Final Cut Pro X por ejemplo, mientras que en iOS apps como LumaFusion lo hacen también. Una app que analizamos a fondo en Applesfera en su momento. Otra opción es usar una app de cámara que directamente haga esta compresión, como es el caso de FiLMiC pro que hemos visto previamente.

SANDMARC Anamorphic Lens Edición del vídeo en LumaFusion para achatar la imagen. La opción 'Stretch' comprime directamente la imagen para ajustarla al formato anamórfico.

Achatar las imágenes es realmente fácil. El iPhone graba en formato 16:9 y fotografía en formato 4:3, mientras que las imágenes anamórficas son en formato 2,36:1 Por lo tanto, hay que escoger este último formato en el proyecto de vídeo, insertar ahí los vídeos y deformarlos para que se ajusten al encuadre. Muchos editores de vídeo tienen la opción de hacerlo automáticamente. Al hacerlo... magia, la imagen se ve perfecta y ya no está estirada. Otro truco para saber exactamente cuánto achatarlas es fotografiar una circunferencia desde una posición perfectamente cenital y luego colocar sobre un lienzo en digital otra circunferencia a la que ajustar la de la fotografía.

De qué es capaz SANDMARC Anamorphic Lens

A lo que importa, ¿cuáles son los resultados obtenidos? Durante las últimas semanas he estado trasteando con la lente de SANDMARC por la ciudad de Auckland. Grabando y fotografiando diferentes escenas y en diferentes condiciones (soleado, nublado, de noche...) para ver qué resultados se pueden obtener con la Anamorphic Lens. En resumidas cuentas, la lente cumple, consigue sacar imágenes mucho más vistosas que le dan un aspecto diferente a los vídeos y las fotografías.

SANDMARC Anamorphic Lens

He hecho un pequeño vídeo con diferentes muestras de escenas grabadas con la Anamorphic Lens de SANDMARC en un iPhone XS Max. El vídeo lo he editado posteriormente con LumaFusion en un iPad Pro. Éste es el resultado:

Justo al inicio del vídeo se puede apreciar cómo entra en acción la lente. Básicamente la lente está colocada 90 grados incorrectamente, por eso se ve todo muy estirado horizontalmente (tanto porque la lente deforma en esa dirección como porque después la escena se ha achatado en post producción). Un segundo después, al girar la lente 90 grados, la imagen se coloca correctamente ya que pasa a deformar en vertical y el achatamiento posterior la corrige.

Por lo demás, podemos ver cómo la cámara capta más escena de lo que habitualmente captaría el iPhone. También se aprecia la deformación estilo ojo de pez cuanto más nos acercamos a las esquinas. Un punto que no me ha acabado de gustar es precisamente esta deformación de las esquinas de la imagen. Es inevitable que se produzca, de hecho es la gracia de las lentes anamórifcas. Sin embargo, tengo la sensación de que pierde demasiada calidad en algunas situaciones la imagen en las esquinas con la lente anamórifca de SANDMARC. De todos modos es algo que no puedo asegurar con certeza ya que no he probado otras lentes anamórifcas en este mismo iPhone. Pero bueno, es un pequeño detalle que en parte tiene sentido al usar estas lentes.

No solo vídeos, también fotografías

Efectivamente, si bien la lente anamórifca se suele utilizar para grabar vídeos, también sirve para crear fotografías interesantes. Una vez más, hay que recordar que el iPhone dispone de un modo panorámico y que posiblemente este modo panorámico saque panorámicas de más calidad en resolución. Pero por el camino se pierde la gracia de este tipo de lentes, que es la deformación que genera y las luces que saca.

A continuación, una serie de fotografías tomadas con la SANDMARC Anamorphic Lens en un iPhone XS Max. Las fotografías se han editado en Pixelmator Photo en un iPad Pro:

SANDMARC Anamorphic Lens
SANDMARC Anamorphic Lens
SANDMARC Anamorphic Lens
SANDMARC Anamorphic Lens
SANDMARC Anamorphic Lens
SANDMARC Anamorphic Lens

Los resultados, sinceramente, me encantan (puedes ver las imágenes a resolución completa y máxima calidad si te interesa). Hay algo que las hace especiales, las panorámicas por defecto del iPhone no consiguen ser tan vistosas. Evidentemente no es para utilizar a diario la lente, supone un trabajo extra tanto llevarla puesta como edita después las imágenes para ajustarlas al formato. Pero sí que puede ser útil para momentos concretos donde nos interesa transmitir una sensación o aportar un estilo específico. A priori, capturar edificios de gran envergadura parece la mayor utilidad de esta lente. Aunque a mi me gusta más utilizarla para objetos y escenas cotidianas, prefiero que no se deformen las líneas rectas de los edificios. Por ejemplo, queda bien en el caso de la flor o para coger toda la anchura posible del tronco del árbol. Es cuestión de imaginación.

¿Merece la pena?

SANDMARC Anamorphic Lens tiene un precio de 159,99 dólares (+8,50 dólares de gastos de envío), independientemente del modelo de iPhone. Al comprar la lente escogemos la carcasa que nos interesa junto a la lente y la rosca de la lente es universal para cualquier carcasa de SANDMARC. 160 dólares no es para nada un precio alto en este tipo de lentes, diría incluso que es bajo. Fabricar una lente anamórifca no es tan sencillo como un ojo de pez o un macro. Y mucho menos fácil es conseguir que el cristal tenga la calidad suficiente como para no estropear la imagen y la luz entrante. Por el resultado que ofrece la lente de SANDMARC en un smartphones (tras haberla probado), por 159,99 euros es una compra más interesante.

SANDMARC Anamorphic Lens

Ahora bien, esta lente no es para cualquier persona. Como hemos visto, supone un trabajo extra al grabar los vídeo y sobre todo al editarlos. Es para gente aficionada a la fotogarfía y al vídeo, para gente que quiere obtener resultados vistosos de vez en cuando. Grabar con la lente es divertido y editar después los proyectos viendo como las imágenes "cobran forma" más aún. Sin duda un buen capricho para Navidad o para cualqueira que quiera hacer algún que otro vídeo que automáticamente tenga un aspecto más de cine que el vídeo normal de un smartphone.

Más información | SANDMARC

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir