Publicidad
Publicidad

RSS Insanely Simple

Cuatro nombres que estuvieron sobre la mesa para bautizar al iPhone

20 Comentarios
Cuatro nombres que estuvieron sobre la mesa para bautizar al iPhone

¿Y si el iPhone no se hubiese llamado iPhone? Es dificil imaginarlo pero Apple tenía algunos nombres alternativos sobre la mesa que Ken Segall, autor del libro Insanely Simple y uno de los publicistas que colaboró durante más tiempo con Steve Jobs y la compañía de la manzana, ha sacado ahora al descubierto para compartirlos con nosotros.

Recordad que cuando se lanzó el primer iPhone hubo cierta controversia a causa de que Cisco tenía registrada la marca IPHONE para su teléfono IP y aunque al final ambas compañías alcanzaron un acuerdo de colaboración, alguien podría haberlo descartado en favor de alguno de estos cuatro: Mobi, TriPod, TelePod o iPad.

Leer más »

Steve Jobs consideró la posibilidad de lanzar una versión gratuita de Mac OS 9 soportada por anuncios

8 Comentarios
Steve Jobs consideró la posibilidad de lanzar una versión gratuita de Mac OS 9 soportada por anuncios

Ken Segall sigue dándonos motivos para comprar su libro Insanely Simple (disponible en inglés por 9,99 euros en la iBookstore) y si la anécdota de ayer con Steve Jobs interpretando el papel de Willy Wonka era perturbadora, la que hoy nos ocupa viene a aportarnos más información sobre una no menos intrigante posibilidad: la de una versión gratuita de Mac OS soportada por anuncios.

Según Segall, Steve Jobs y su equipo en Apple exploraron la posibilidad de lanzar una versión gratuita de Mac OS 9 que mostrase un anuncio de 60 sesenta segundos al arrancar el sistema (que se habría actualizado de forma remota) e integrase banners publicitarios en otras partes del sistema operativo en el que fueran relevantes. Por ejemplo, un anuncio de Epson junto al aviso de la impresora de que se está quedando sin tinta.

Steve estaba intrigado por la idea ante su claro potencial como una “máquina de imprimir dinero”, pero finalmente llegó a la conclusión de que había demasiados aspectos negativos y decidió matar el proyecto. Curiosamente, eso no evitó que una década después, quizás alentados por el modelo de negocio de Google, Apple se decidiese a cubrirse las espaldas patentando la idea. ¿Llegará algún día a hacerse realidad? Personalmente, espero que no.

Vía | The Verge

Leer más »
Publicidad

El plan de Steve Jobs para sortear una visita a Apple al más puro estilo Willy Wonka

14 Comentarios
El plan de Steve Jobs para sortear una visita a Apple al más puro estilo Willy Wonka

Si creíais que la biografía oficial escrita por Walter Isaacson había agotado todas las anécdotas sobre la figura de Steve Jobs, creo que este extracto del nuevo libro de Ken Segall, Insanely Simple: The Obsession That Drives Apple’s Success (Increíblemente simple: la obsesión que impulsa el éxito de Apple) os sacará de dudas. Esta historia tiene lugar poco después del lanzamiento del primer iMac, con Jobs buscando un modo llamativo de celebrar la venta del primer millón de unidades del nuevo ordenador para marcar el regreso de Apple de entre los muertos.

La idea de Steve era hacer un Willy Wonka. Al igual que hizo Wonka en la película, Steve quería poner un certificado dorado que representara el millón de equipos dentro de la caja de un iMac y anunciarlo. Quien abriese la caja del iMac de la suerte recibiría el reembolso de su precio de compra y sería trasladado en avión a Cupertino, donde él o ella (y, presumiblemente, la familia que lo acompañase) disfrutaría de un recorrido por el campus de Apple.

Steve ya había dado instrucciones a su grupo creativo interno para diseñar un prototipo del certificado dorado, el cual compartió con nosotros. Sin embargo, lo que acabó con la idea fue que Steve quería ir a por todas con ella. Él quería conocer al afortunado ganador con todo el atuendo de Willy Wonka. Sí, con sombrero de copa y frac.

Los que estaban en la habitación con Jobs se divertían al ver su entusiasmo con la idea, pero no lo compartían precisamente a la hora de hacerla realidad. Afortunadamente para ellos, la ley de California estipulaba que los sorteos debían permitir la participación sin necesidad de compra, algo que le quitaba toda la gracia al asunto ya que el ganador podría haber terminado siendo alguien que ni era propietario de un iMac, ni seguidor de la marca. Por los pelos.

Vía | MacRumors

Leer más »
Publicidad
Análisis iPhone SE

Ver más artículos