Publicidad

Utilizando el iPhone 6 y iPhone 6 Plus con una mano: las 4,7 y 5,5 pulgadas de Apple

Utilizando el iPhone 6 y iPhone 6 Plus con una mano: las 4,7 y 5,5 pulgadas de Apple
192 comentarios

Publicidad

Publicidad

Cuando Apple presento el iPhone original en 2007 su pantalla de 3,5 pulgadas era una auténtica monstruosidad comparada con lo que ofrecía la competencia. El terminal era más delgado, pero también más grande que lo que la mayoría entendía razonable para un teléfono. Solo que el iPhone era mucho más que un teléfono. Era un iPod, un teléfono y un dispositivo para navegar por Internet (como ciudadano de primera, no a través de aquel invento de la navegación WAP).

Llegó la App Store y un millón de aplicaciones que demostraron la versatilidad de su interfaz multitáctil e hicieron brillar un dispositivo dominado por la pantalla. Se había reinventado la telefonía móvil, y llamar sería cada vez más lo de menos. La competencia tomo buena nota, y los que no lo hicieron cayeron en desgracia. Compañías como Samsung emergieron y otras como RIM o Nokia se precipitaron al abismo.

Avanzamos hasta 2011. Los coreanos, fuertes en el terreno de la fabricación de pantallas, deciden coronar el tamaño de estas como elemento diferenciador con terminales como el Galaxy S II de 4,3 pulgadas y el Galaxy Note de 5,3, un gigante a medio camino entre los teléfonos y los tablets. Apple se atrinchera en las 3,5 pulgadas del iPhone 4S con la usabilidad con una mano por bandera mientras observa la evolución del mercado.

¿Os acordáis de esta imagen? Sigue siendo tan cierta hoy día como entonces.

¿Os acordáis de esta imagen? Sigue siendo tan cierta hoy día como entonces. El pulgar no nos ha crecido, ni a los usuarios de iOS, ni a los de Android, y si sujetas el teléfono bien con una sola mano, aquí es hasta donde llegará la mayoría de vosotros. Pero el mercado seguía inundándose de teléfonos cada vez más grandes. Un año después, el iPhone 5 crecía verticalmente hasta las 4 pulgadas en un intento de responder sin renunciar a sus señas de identidad pero sentando las bases para lo inevitable.

El kit de desarrollo de iOS ya comenzaba a ofrecer herramientas para crear interfaces con diseños fluidos, pero quedaba trabajo por hacer y la App Store preferida por los creadores de aplicaciones no podía permitirse un paso en falso. 2014, el iPhone 5s, lanzado un año atrás, se ha vendido como rosquilla batiendo cualquier récord anterior, pero Apple no puede seguir dándole la espalda a la realidad indudable de que todo el resto del mercado ha seguido a Samsung hacia los grandes tamaños de pantalla.

Son incuestionablemente más aparatosos de usar con una mano, ni de lejos entran igual en el bolsillo y algunos incluso logran que te sientas incómodo al utilizarlos en público para llamar por teléfono mientras te tapan media cara. Pero no todo son defectos, también tienen sus atractivos: los teléfonos son mucho más que teléfonos hoy que ayer, y para navegar por Internet, ver fotos, responder al correo o disfrutar de un juego, cosas que cada vez hacemos más con ellos, más pantalla siempre es mejor.

iPhone 6 y iPhone 6 Plus, Apple se apunta a los teléfonos grandes

La manzana ha lanzado un teléfono de 4,7 pulgadas y otro de 5,5 para darle a los consumidores lo que los consumidores quieren

No hace falta justificar nada. La manzana ha lanzado un teléfono de 4,7 pulgadas y otro de 5,5 para darle a los consumidores lo que los consumidores quieren. Android sirvió de punta de lanza, y ahora Cupertino tiene la respuesta para todos los usuarios de iPhone 4, 4S y otros muchos terminales de la misma época que estaban esperando precisamente esto para actualizarse volviendo a pasar por caja.

Afortunadamente, también han hecho los deberes y tras los importantes cambios de interfaz introducidos con iOS 7 y las novedades que la semana que viene comenzaremos a disfrutar en iOS 8, los teléfonos grandes de la manzana, también podrán utilizarse con una mano. Nunca será tan cómodos como un iPhone 5s/5c/5, pero al menos seguirán siendo usables cuando tengamos la otra mano ocupada.

Hemos diseñado el iPhone 6 y iOS 8 en paralelo para que software y hardware se integren a la perfección y saquen lo mejor el uno del otro. Los gestos Multi‑Touch para manejar iOS son ahora más fluidos sobre la nueva superficie del iPhone, de manera que puedes seguir usándolo con una sola mano. Además, con nuevas prestaciones como Fácil Alcance, vas a poder sacarle todo el partido al tamaño de la pantalla interactuando con ella de otras formas. Cuando pulsas dos veces el botón de inicio, la pantalla baja hasta tu pulgar. Y en Safari o Mail, puedes ir hacia atrás o hacia delante con solo deslizar el dedo a un lado o a otro. Sobre la nueva superficie continua del iPhone todo va como la seda.

La función Fácil Alcance no es la solución más elegante del mundo pero cumple su propósito: bajar la parte superior de la pantalla hasta nuestro pulgar para una pulsación rápida que nos permita abrir un app o desplegar el Centro de notificaciones. Los nuevos gestos son bastante más interesantes, aunque tenemos que probar por nosotros mismos cómo responden hacia un lado u otro ahora que no cuentan con la referencia de partir siempre desde el extremo de la pantalla para identificar si queremos desplegar un panel o retroceder en el historial de navegación en lugar de movernos por el correo o la página.

También hemos pensado en cómo usas el iPhone en tu día a día y hemos rediseñado los botones para hacerte la vida aún más sencilla. Los de volumen son más alargados y están integrados en el perfil ultrafino del iPhone. Su relieve hace que sean muy fáciles de encontrar al tacto. Y ahora el botón de reposo/activación está a la derecha para que siempre lo tengas a mano. Deja que la intuición guíe tus dedos.

Cambios de diseño lógicos que unidos al borde redondeado prometen una mejor experiencia. El Zoom de Pantalla, otra función de iOS 8 en los nuevos iPhone también pondrá su granito de arena. ¿Quieres ver todo el contenido aún más grande mientras te mueves por las pantallas de inicio y otros puntos de la interfaz? Actívalo y quizás llegues a donde querías.

No, el iPhone 6 y sobretodo el iPhone 6 Plus nunca serán tan cómodos como un iPhone 5s, pero estamos en 2014 y la balanza ha terminado decantándose por todos los demás casos de uso en los que una pantalla más grande te hacen olvidar todo lo demás. Sobre guardarlo en el bolsillo... ¡Qué diablos! Si Matthew McConaughey puede llevar riñonera y molar, nosotros también.

Matthew McConaughey
Matthew McConaughey ya está preparado para el iPhone 6 Plus. ¿Y vosotros?

En Applesfera | Apple presenta el iPhone 6 y iPhone 6 Plus

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Inicio
Compartir