Compartir
Publicidad

Por qué Mission Control simplifica las cosas a pesar de que parezca complicado

Por qué Mission Control simplifica las cosas a pesar de que parezca complicado
Guardar
67 Comentarios
Publicidad
Publicidad

OS X Lion está al caer. Oficialmente sólo sabemos que aparecerá en la Mac App Store antes de que se termine este mes, pero los rumores más frescos indican que podría llegar incluso esta misma semana (aunque de ser cierto Apple ya debería de haber enviado alguna nota de prensa). Ya hemos hablado largo y tendido de todas las novedades que va a tener Lion, y las opiniones acerca de ellas son generalmente positivas con alguna que otra discrepancia.

En Gizmodo, por ejemplo, podemos leer un artículo en el que opinan que OS X Lion no es el futuro que esperaban por varios motivos: no está orientado a ningún grupo de usuarios en concreto, Launchpad carece de sentido… es una visión interesante y negativa de la evolución que Apple ha decidido tomar con Mac OS X. En ella dedican una buena sección a Mission Control, donde opinan que es “un caos”. ¿Lo es?

Sí y no. Lo que ha hecho Apple con Mission Control es fundir varias funcionalidades del sistema en una sola, con lo que si tenemos muchas aplicaciones abiertas eso puede ser un festival de ventanas y espacios. Pero por esa misma razón, Misson Control puede ser algo mucho más sencillo para los usuarios noveles.

El motivo lo he aprendido gracias a la pura experiencia, a raíz de los seminarios de Mac OS X que suelo dar en un distribuidor autorizado de Apple en Barcelona. Estos seminarios están orientados a personas que están empezando a usar un Mac por primera vez en su vida (y en algunos casos el Mac es su primer ordenador), con lo que se empieza desde nivel cero.

En esos seminarios hay una enorme diferencia entre enseñar Exposé y Dashboard y enseñar Exposé, Dashboard y Spaces conjuntamente. Mientras que Exposé es algo que no cuesta entender, combinar Exposé con Spaces y las esquinas activas en una explicación hace que automáticamente la mitad de los asistentes al seminario se confundan y pidan que repita lo que acabo de hacer. Y es que si nos paramos a pensar, con Snow Leopard hay que aprenderse teclas y gestos para el Dashboard, los diferentes tipos de Exposé y Spaces por separado.

En Lion todo eso se une de forma muy inteligente. Lo único que tienen que hacer los usuarios es un gesto y boom, ya tienen Mission Control en pantalla. Y desde ahí pueden acceder tanto al Dashboard como a la gestión de Spaces mientras ven un exposé de las ventanas abiertas. Si somos usuarios noveles no trataremos mucho con varios escritorios virtuales, pero si somos más avanzados nos moveremos con soltura por esa interfaz. Lo que han hecho aquí los desarrolladores de OS X es unir tres funciones en una sola, para que los usuarios lo tengan todo en un mismo sitio.

El resultado es que cuando en esos seminarios pasen a ser de Lion y dejen atrás a Snow Leopard, lo que usualmente explicaba en una media hora podré contarlo en la mitad de tiempo, y añadiendo el concepto de los escritorios virtuales sin tanto miedo a que los asistentes miren confundidos la pantalla del proyector. Es por eso que personalmente creo que Mission Control es un avance como mínimo para los usuarios base. En cuanto a los más avanzados… raro sería si no se adaptasen a Mission Control a su manera o con alguna herramienta extra. Todo eso se verá cuando el nuevo sistema salga a la venta.

Vídeo | YouTube

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos