Compartir
Publicidad
Publicidad

Optimizando el dock de iOS gracias a las carpetas

Optimizando el dock de iOS gracias a las carpetas
Guardar
32 Comentarios
Publicidad

Hace tiempo que quiero hablaros de un truco por llamarlo de algún modo con el que sacar el máximo partido al Dock de iOS. Es algo a lo que probablemente muchos habéis llegado por vosotros mismos mientras que otros tantos nunca se han parado a pensar en ello pese a lo obvio y simple que resulta. Se trata ni más ni menos que arrastrar una carpeta al Dock para aumentar el número de aplicaciones que tenemos siempre a mano independientemente de la pantalla en la que nos encontremos.

Tradicionalmente el iPhone cuenta con cuatro iconos en el Dock para acceder a Teléfono, Mail, Safari y iPod (mientras que el iPod touch elimina por motivos obvios el Teléfono y ocupa su lugar y el del botón iPod por unos enlaces más directos a la reproducción de Música y Vídeo). Esto está genial y sirve a la perfección para el 99% de usuarios, pero algunos de nosotros necesitamos más. Queremos tener un acceso inmediato a más aplicaciones de uso común como la calculadora, los ajustes o la App Store por mencionar algunas ideas.

Para conseguirlo, nada más fácil que quitar del Dock el icono que consideremos más prescindible (por ejemplo la aplicación iPod en el caso del iPhone o, tal vez, Mail en el del iPod touch) para hacer hueco, crear una carpeta con las aplicaciones que queramos (incluyendo si queréis la que habéis retirado inicialmente del Dock) arrastrándolas sobre una de ellas y finalmente, arrastrar esta carpeta hasta la posición del Dock que queramos.

Es importante que recordéis hacer hueco primero en el Dock ya que por algún motivo no es posible crear carpetas en él directamente arrastrando un icono sobre otro (tampoco desde iTunes). Además, como sabréis, cada carpeta puede contener doce iconos y, por supuesto, podéis repetir este sistema para tener hasta 48 aplicaciones en el Dock... algo poco recomendable si me preguntáis a mi.

La función del Dock es la de ofrecer acceso instantáneo a las funciones más básicas y esenciales de iOS, y personalmente opino que aunque este pequeño truco viene muy bien para hacer hueco a las aplicaciones que utilicéis más frecuentemente (desde aplicaciones sociales como Twitter o Facebook hasta herramientas como las que yo utilizo), no conviene abusar de él.

Como veis en la imagen superior, en mi caso me obligo a mi mismo a no tener más de ocho iconos por carpeta, lo que creo, asegura que seré capaz de localizar la aplicación que busco en un instante permitiéndome recordar fácilmente la posición de cada una sin casi tener que mirar. Espero que os sea de utilidad si no habíais caído en la cuenta. A veces las cosas que más nos cuesta descubrir son precisamente las que tenemos delante de la cara.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos