Compartir
Publicidad

Cómo diagnosticar los problemas de tu red local desde tu Mac

Cómo diagnosticar los problemas de tu red local desde tu Mac
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunque Mac OS X no es un sistema pensado para administrar redes por defecto, si que incluye unas cuantas herramientas que nos pueden ayudar a intentar solventar los problemas que pueden surgir a la hora de conectarnos a una red y comprobar que no funciona correctamente.

El mayor problema, como casi siempre cuando hablamos de problemas con las redes, es la cantidad de puntos de fallo que nos podemos encontrar, en algunos casos casi innumerables.

Las herramientas incluidas en Mac OS X incluyen desde las soluciones más sencillas y fáciles hasta algunas más complicadas y elaboradas para poder crear un mejor informe del estado de la red.

Detectar problemas básicos en la red


Utilidad red

Los problemas más básicos que nos pueden surgir a la hora de conectarnos a una red es que está no este configurada con los ajustes correctos. Tanto para configurar por primera vez nuestra red como para detectar posible errores de configuración, OS X cuenta con herramientas para ello.

  • Preferencias del sistema. Dentro de las preferencias del sistema podemos acceder a tres sistemas diferentes que nos ayudarán con dicha tarea de detección. La primera de ella son los “semáforos” de colores que acompañan el nombre de cada servicio, en función del color sabremos si se encuentran configurados correctamente (verde) o si falla algo (color amarillo).
  • Asistentes de diagnóstico y configuración. Dentro de la misma ventana de preferencias en las que nos encontrábamos podemos acceder a un botón denominado “Asistente”. Si lo pulsamos accedemos a dos asistentes diferentes: “diagnóstico” y “asistente”, cada uno de ellos nos ayuda en una tarea diferente a la hora de configurar nuestra red o de detectar posibles fallos.
  • Barra de menú. Si estás haciendo uso de una red inalámbrica y lo que deseas es comprobar los detalles técnicos de dicha conexión, puedes comprobar todos estos datos de forma sencilla manteniendo pulsada la tecla “alt” a la vez que pulsamos sobre el icono de AirPort en la barra de menú.

Detectar problemas en los servicios del sistema


Utilidad red

Si nuestra red funciona perfectamente pero detectamos fallos en los servicios compartidos o en algunos programas concretos, lo más seguro es que tengamos problemas localizados únicamente en dichos puntos. Detectar este tipo de fallos es algo más complicado, debido principalmente a la la cantidad de puntos de error que podemos tener, aunque en general podemos hacer uso de estos dos métodos.

  • Preferencias “compartir”. Dentro de este menú se agrupan todas las opciones de los servicios que compartimos desde nuestro Mac, lógicamente esta ayuda sólo nos puede servir si es nuestro ordenador el que hace las veces de servidor de dichos servicios. Comprueba situaciones básicas como que se encuentran activas dichas opciones, otro caso típico es no poder acceder desde Windows a servicios compartidos, recuerda que el soporte SMB hay que activarlo de forma manual desde las opciones de “Compartir Archivos”.
  • Inspector de conexión. Algunos programas cuenta con alguna ayuda integrada mediante la cual podemos detectar problemas de configuración desde el propio programa. Es el caso de Mail e iChat, programas que incluyen un Inspector de Conexión (Ventana/Inspector de Conexión) mediante el cual podremos comprobar el estado de nuestras cuentas en dichos servicios y su correcto funcionamiento.

Utilidad de red


Utilidad red

Si tu configuración parece estar correcta, los servicios y programas indican que todo funciona correctamente y aún con todo continuas experimentando problemas con tu conexión, tal vez sea la hora de utilizar la Utilidad de red para descubrir si tenemos algún problema con los puertos o router. Algunas de las herramientas más interesantes que podemos encontrar dentro de dicho programa son las siguientes:

  • Ping. Es la herramienta básica de pruebas, gracias a ella podemos saber si el problema reside en el servicio al que nos conectamos, si la herramienta no nos devuelve ninguna comunicación es que seguramente el servicio no funciona en ese momento.
  • Traceroute. Si nos encontramos con un problema relacionado con un router, Traceroute se encargará de mostrarnos todos los dispositivos por los que pasa nuestra “petición” y si puede conectarse correctamente con ellos.
  • Lookup. Herramienta pensada para comprobar la resolución de los servidores DNS que estamos usando en ese momento.
  • Port Scan. Por último podemos comprobar los puertos y cuales de ellos funcionan correctamente, recuerda que la mayoría de los que se usan se agrupan en el rango de 0-1024.
Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos