Apple TV+ puede llegar a los 36 millones de suscriptores en 2026, pero lucha contra un aumento de las descargas no oficiales de su contenido

Apple TV+ puede llegar a los 36 millones de suscriptores en 2026, pero lucha contra un aumento de las descargas no oficiales de su contenido
8 comentarios

Apple tiene claro que no va a sobrepasar a gigantes como Netflix o Amazon Prime Video con su catálogo de series y películas, pero desde luego su intención es la de seguir creciendo a medida que se van estrenando más contenidos. Las últimas estimaciones predicen que llegará a los 36 millones de suscriptores a finales de 2026.

En Cupertino no revelan la cantidad de suscriptores de este servicio (sólo la cantidad de suscriptores al total de sus servicios de pago), pero sí que hay cálculos externos que indican que ahora mismo está por debajo de los 20 millones. Por lo tanto, y siempre basándonos en estas estimaciones, hablaríamos de como mínimo 16 millones de nuevos subscriptores en cinco años.

A medida que la popularidad de Apple TV+, sus descargas en redes P2P también

No sabemos si eso encaja con los objetivos de la propia Apple, pero es un crecimiento que se queda pequeño frente a los potenciales 270 millones de suscriptores de Netflix o los 284 millones que podría tener Disney+ en cinco años (si, Disney+ desbancaría a Netflix como el servicio de streaming líder según estas predicciones). Obviamente, el catálogo de estos servicios es mucho más grande y por lo tanto puede abarcar mucho más interés.

Por otro lado, Apple se está encontrando con el problema que tienen todos los servicios de streaming: las descargas no autorizadas de su contenido. Series como 'See' y 'Ted Lasso' están compartiéndose en las redes P2P a un ritmo vertiginoso, según han podido comprobar en MacRumors.

La compañía colabora con otras para poder tumbar esas descargas de forma legal lo antes posible, llegando a emitir más de 320.000 solicitudes para que Google elimine de su buscador los resultados con enlaces P2P a los contenidos. Más de un 91% de esas solicitudes se han llevado a cabo.

Esto siempre ha ocurrido: a medida que las series y películas de un catálogo se van haciendo más populares se van amasando suscriptores, pero al mismo tiempo el tráfico de esos contenidos en las redes no oficiales también aumenta. Apple es la última en un conjunto de empresas que se ven envueltas en una lucha legal que lleva años en pie.

Temas
Inicio