Apple niega todo conocimiento de PRISM y aclara su relación con el gobierno estadounidense

Sigue a

PRISM

Apple ha publicado una carta abierta en su página web con la intención de dejar claro su compromiso con la privacidad de los usuarios. La compañía de la manzana afirma que la primera vez que oyeron hablar del programa de vigilancia PRISM llevado a cabo por la Agencia de Seguridad Nacional de los Estados Unidos fue junto a todos los demás, el pasado 6 de junio cuando empezaron a recibir llamadas de los medios preguntándoles sobre su participación.

No ofrecemos acceso directo a nuestros servidores a ninguna agencia gubernamental, y cualquier agencia del gobierno que solicite información de nuestros clientes debe conseguir una orden judicial.

De este modo Apple niega rotundamente las acusaciones a las que se ha visto sometida junto a otras compañías del sector tecnológico de compartir la información de sus usuarios con la NSA de forma indiscriminada. La compañía ha estado esperando la aprobación del gobierno para desglosar el número de solicitudes que reciben y cómo las gestionan, aclarándolas en aras de la transparencia.

PRISM

Así, según la compañía de la manzana, desde el 1 de diciembre de 2012 al 21 de mayo de 2013 han recibido entre 4000 y 5000 solicitudes de las fuerzas de la ley estadounidenses que afectaban a entre 9000 y 10000 cuentas o dispositivos. Las solicitudes proceden tanto de agencias federales, estatales y autoridades locales e incluyen investigaciones criminales y de seguridad nacional.

Las solicitudes más comunes proceden de investigaciones policiales sobre robos y otros crímenes, búsqueda de niños perdidos, intentos de localizar a pacientes con Alzheimer o la esperanza de evitar un suicidio.

Independientemente de las circunstancias, Apple afirma que evalúa cada solicitud a través de su departamento legal, y sólo si es apropiado, recupera y entrega un conjunto de información lo más concreto posible a las autoridades. “De hecho, de vez en cuando vemos inconsistencias o inexactitudes en la solicitud, negándonos a cumplirla.”

Apple siempre ha dado prioridad a la protección de los datos personales de nuestros clientes, y de partida ni tan siquiera recopilamos o mantenemos una montaña de detalles personales sobre ellos. Hay determinados tipos de información que no proporcionamos a las fuerzas de la ley o cualquier otro grupo precisamente porque escogemos no almacenarlos.

Apple recuerda que, por ejemplo, las conversaciones con iMessage o FaceTime están protegidas a través de un cifrado punto a punto de modo que tan solo el emisor y el receptor pueden acceder a ellas. Aunque quisieran, “Apple no puede descifrar esos datos”.

La localización de los usuarios, las búsquedas de Mapas o las solicitudes a Siri tampoco se almacenan de un modo identificable. No hay un archivo con tu nombre y apellido que apunte a estos datos. Son completamente anónimos y tan solo se almacenan con el interés de mejorar el servicio acelerando la velocidad de respuesta del GPS o la calidad de los resultados de búsqueda.

Vamos a seguir trabajando duro para lograr el equilibrio adecuado entre el cumplimiento de nuestras responsabilidades legales y la protección de la privacidad de nuestros clientes como ellos esperan y merecen.

Más información | Apple.com – Apple’s Commitment to Customer Privacy

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

24 comentarios