Los dos efectos "halo" de Apple, el iPod y el iPhone [Especial Historia WWDC]

Sigue a

Apple Halo


Apple, esa compañía que nació para fabricar ordenadores, con la bucólica idea (en su momento) de que el ordenador era un elemento que debía estar en cada hogar, ser algo relativamente accesible y manejable por todos, no solo por unos pocos que se habían dedicado a estudiar para saber utilizarlos. Esa fue tal vez la idea que llevó a los dos Steve a entrar en aquel garaje a finales de los años 70. Pero como es normal la idea evolucionó a lo largo de los años.

Llegó el año 1996 y tras un periplo por el desierto, Steve Jobs volvió a la compañía y tenía que sacar a su creación de las tumultosas aguas en las que se había metido y que le llegaban muy por encima del cuello ya. Buscó un dispositivo único, bueno más bien re-ideó un dispositivo que ya existía, el MP3 y así nació el iPod como muchos sabéis. El iPod trajo de por sí un efecto “halo” que llevó a muchos usuarios a fijarse en los ordenadores de la manzana. En 2007 reinventaron la telefonía movil, el teléfono inteligente con el iPhone y el efecto fue mucho más fuerte si cabe.

El iPod, o como se empezó a definir el MP3 de manera genérica

Si, estamos deacuerdo, Apple no inventó nada con la salida del MP3. Los dispositivos con disco duro interno que permitían cargar música en ellos y reproducirla en cualquier momento o lugar ya existían. Creative labs ya había sacado algún reproductor, eran grandes, pesados, de poca autonomía, pero ya existían. Steve Jobs estuvo manejando varias posibilidades, incluso una cámara digital, pero el reproductor MP3 fue la elección final y la revolución que supuso llega hasta nuestros días. Pensad que estamos hablando del año 2001 y estamos ya en el 2013.
iPod Family
Nada tiene que ver la Keynote en la que se presentó el iPod con las actuales presentaciones. Fue una pequeña presentación para un selecto grupo de periodistas que ocurrió en los cuarteles de la compañía en Cupertino. Tal como podéis ver en el vídeo que acompaña a estas líneas, Apple se estaba introduciendo en un terreno que desconocía y realmente no sabía lo que iba a ocurrir. Pensemos que ese primer iPod ni siquiera funcionaba en Windows.

Lo realmente importante fue lo que vino después en el tiempo, en los años que le siguieron. Primero de todo la aplicación iTunes, que empezó como una aplicación orientada a gestionar el contenido del iPod, para después pasar a ser un auténtico centro multimedia encargado de gestionar contenidos entre todos los dispositivos, descargar música, copias de seguridad, películas, aplicaciones…

A lo largo de los años hemos visto como la idea original ha ido diversificando, algo de lo que nunca fue muy amigo Steve Jobs, pero que ayudó a enfocar diferentes necesidades de usuarios. El iPod original, el primer iPod Nano comparado con un lápiz. El iPod Shuffle y su música aleatoria. Fueron diferentes dispositivos que nacieron de conceptos muy interesantes.

Luego llegó el iPhone, las aplicaciones y como no, el iPod touch… Pero vamos a hablar del siguiente efecto “halo” en la historia de Apple, el iPhone.


El iPhone, o la revolución de la telefonía móvil de Apple

Aquí vamos a entrar en la eterna discusión… o como diría un buen aficionado al Heavy Metal, “The eternal struggle”… Podran decir que Apple no inventó nada nuevo con el iPhone, que toda la tecnología estaba allí… Que ya existían Smartphones antes de la llegada del iPhone… Y es todo, absolutamente todo verdad. Pero lo que nadie puede negar es que Apple cambió el concepto de lo que debía ser un Smartphone.
Familia iPhone
¿Ejemplos de esto? ¿Recordáis lo que era navegar en un dispositivo móvil? Os ahorraré el esfuerzo… Un auténtico suplicio. Apple introdujo una serie de cambios en ciertos conceptos que supuso un giro de 180 grados en la industria y esto solo ha servido para que todos nos beneficiemos. Ahi tenemos a iOS, ahí tenemos a Android, Windows Phone, Blackberry… La oferta está para todos los bolsillos y conseguiremos hacernos con el Smartphone que más se amolde a nuestras necesidades.

Aún no hemos visto una diversificación de producto en el iPhone tal como ocurrió en el iPod, aunque como todos bien sabéis, mucho se ha rumoreado sobre ello. Lo realmente interesante de este momento de presentación fue que aunque llevábamos mucho tiempo hablando de la intención de Apple de desarrollar un teléfono, la verdad es que no se tenía ni la más mínima idea de como iba a ser. Cuando Steve Jobs subió al escenario e hizo aquel juego de conceptos de “A Phone, an iPod, An Internet comunicator…” muchos estábamos pensando en tres dispositivos cuando en realidad era uno solo.
Efecto halo

Dos dispositivos, dos conceptos, dos usos… El mismo efecto

Estos dos dispositivos, separados seis años en el tiempo supusieron dos puntos de inflexión muy importantes en la historia de Apple. Revolucionaron el concepto del reproductor MP3 y el del teléfono inteligente. Atrajeron todos los focos de atención hacia la marca de la manzana y esto supuso que gente que no conocía Apple se diese cuenta de que existía la marca de la manzana y que además hacían ordenadores.

A esto se le llamó “efecto Halo” he hizo que mucha gente se preguntara que si tenían un dispositivo que “funcionaba” tan bien, como lo harían los ordenadores de la misma marca. Realmente es difícil contabilizar cuantos usuarios trajeron estos dispositivos y a cuantos convencieron de probar el iMac, el Macbook… Algo no se les puede negar, y es que el funcionamiento del iPhone y el iPod es sobresaliente en el ecosistema Mac.

Mañana tenemos otra Keynote más, y Apple lleva unos meses con tanto secretismo y tan pocas filtraciones que es probable (aunque nada hay seguro hasta el último momento) que nos presenten algo nuevo. Veremos en que queda todo, estamos tan solo a unas pocas horas del evento.

En Applesfera | Especial historia WWDC

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

16 comentarios