Sobre los iPad mini con pantalla Retina y iPhone 5S que podrían lanzarse antes de tiempo pero no lo harán

Síguenos

iPad mini con pantalla Retina

Desde hace unas semanas venimos escuchando el rumor de un iPad mini con pantalla Retina que podría lanzarse no ya dentro de un año, sino en cuestión de meses, dejando a los actuales compradores con cierta incertidumbre sobre qué hacer, lanzarse a por el modelo actual o esperar; y armando de argumentos contra la manzana a sus habituales detractores.

Del mismo modo, esta mañana ha surgido otro incendiario rumor: Apple podría empezar a fabricar el iPhone 5S durante el primer trimestre de 2013, adelantándose considerablemente al calendario habitual y, de nuevo, creando desazón entre quienes acaban de comprar la generación actual del teléfono de la manzana o piensan hacerlo de cara a las navidades.

Y ahora os pregunto yo, ¿qué tal si aplicamos un poco de sentido común?

iPad mini 2 con pantalla Retina, llegará, pero no en breve

El iPad mini es un tablet excelente, un iPad con todas las letras y una excelente alternativa para quienes buscan acceder al catálogo de aplicaciones de la App Store con la menor inversión posible y/o valoran enormemente la portabilidad por encima del tamaño de pantalla… Pero su pantalla no es Retina. Algo que está lejos de ser el fin del mundo pero que sin duda también es el aspecto más evidente a mejorar para su próxima generación.

¿Significa eso que los rumores son ciertos? No apostéis todo a ello. Las mejores mentiras son las que tienen algo de verdad, y la “llamativa” ausencia de la pantalla Retina del iPad mini acompañando al lanzamiento anticipado del iPad de cuarta generación han sido el caldo de cultivo perfectos para sembrar este rumor. ¿Y por qué no me lo trago? Fácil:

  • Hasta que se demuestre lo contrario, el lanzamiento del iPad 4 ha sido la excepción, no la regla. A diferencia de sus competidores, Apple renueva sus productos de forma anual como un reloj de precisión. Sus fechas finales tienen cierta flexibilidad pero en general suelen ser bastante predecibles.
  • Desde la presentación del iPad original su ventana de lanzamiento ha sido siempre de lo más anormal, poniéndose a la venta después y no antes de la temporada navideña, a la que siempre llegaba con un modelo a punto de ser reemplazado. Siempre me pregunté hasta cuándo permanecerían inexplicablemente aferrados a ese ciclo y la última keynote nos dio la respuesta.
  • La decisión de que el iPad mini no lleve pantalla Retina no responde a ningún capricho o jugarreta, sino que es de lo más lógico. Sí, Apple ha convertido en su caballo de batalla a las pantallas con una alta densidad de píxeles pero ni ellos pueden escapar de los límites de la tecnología actual. Las tres prioridades de Apple con el iPad mini fueron el precio, la autonomía y el tamaño, en especial el grosor; y como los iPad de tercera y cuarta generación ya nos han demostrado, una pantalla Retina no solo cuesta más, también consume más energía engordando el tablet por encima de los valores de la segunda generación para acomodar una batería a juego.

Por todo esto, en mi opinión estoy seguro de que terminaremos viendo un iPad mini con pantalla Retina, pero no será en mayo… puede que ni tan siquiera en noviembre del año que viene. Llegará, pero solo cuando sea factible fabricarlo sin reducir su autonomía, incrementar su grosor, o elevar (aún más) un precio que ya en su primera generación tampoco es tan económico como nos habría gustado.

iPhone 5S, ¿un rumor prefabricado por la competencia?

iPhone 5S de colores

Saltando al reciente rumor del iPhone 5S, difundido por DigiTimes tomando como fuente al periódico chino Commercial Times (con un endeble historial de aciertos en lo que a la manzana se refiere), ya hay incluso quien lo desmiente calificándolo de una campaña de propaganda para afectar (negativamente) a las ventas de Apple.

Según China Times, aunque los responsables de la planta de Hon Hai en la que se ensamblan los teléfonos no han querido hacer comentarios, fuentes de la industria de proveedores en Taiwan han señalado que los únicos que podrían estar interesados en sugerir el inicio de la fabricación del iPhone 5S cuando Apple aún tiene problemas para satisfacer la demanda del iPhone 5, “son personas que buscan deliberadamente hacer ruido en las noticias con la intención de perturbar el mercado”.

De nuevo, un rumor al que en condiciones normales no prestaríamos la menor atención pero que alimentado por la renovación del iPad entre tres y cuatro meses antes de lo previsto corre como la pólvora pese a carecer de ninguna base sólida en la que apoyarse. ¿Está pagando Apple el precio del lado oscuro de los rumores aleatorios o se trata de una campaña bien orquestada?

Una pregunta mucho más difícil de responder que la de si alguien interesado en el iPad mini o el iPhone 5 debe comprar o esperar. Como dice el dicho, más vale pájaro en mano que ciento volando. Ambos son excelentes (es difícil tocar uno y no desearlo), y hay pocos momentos mejores para hacerse con ellos que cuando acaban de ser presentados.

En Applesfera | “Savoir faire”, análisis del iPad mini
En Applesfera | Análisis del iPhone 5: Más rápido, más alto, más fuerte

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios