Compartir
Publicidad
Análisis de Beoplay E8: diseño y sonido de alta fidelidad en unos auriculares in-ear totalmente inalámbricos
Accesorios

Análisis de Beoplay E8: diseño y sonido de alta fidelidad en unos auriculares in-ear totalmente inalámbricos

Publicidad
Publicidad

No es fácil encontrar los auriculares perfectos si uno de los requisitos que tienes es el sonido de alta fidelidad. Los auriculares por cable evolucionaron durante unos años para conseguir ganarnos tanto por sonido Hi-Fi como por diseño, pero llegó el iPhone 7 y la supresión del conector jack, y con ello llegaron los auriculares inalámbricos como prioridad en todos los fabricantes. Ahora se las tienen que ingeniar no solamente para que se escuchen bien y tengan un buen diseño, sino que también se conecten sin cables al reproductor.

Los AirPods, los AirPods son perfectos en este sentido. No hay cables, se conectan al instante a todos los dispositivos iOS asociados a tu cuenta, tienen un diseño ya icónico y gracias al chip W1 y la construcción de los mismos se escuchan "bien". Bien entre comillas, porque no se escuchan para nada mal, pero si eres como yo que huye de los .mp3 y no soporta el sonido externo al escuchar música con unos auriculares, los AirPods seguramente no acaben de convencerte. Sacando los AirPods de la ecuación, ¿qué opción escoger?

Beoplay E8 Cómodos y con un sonido envidiable, si alguien puede hacerle frente a los AirPods son los Beoplay E8.

Una de las posibles opciones son los Beoplay E8. Son los primeros auriculares totalmente inalámbricos de B&O, hasta la llegada de estos teníamos algunos inalámbricos como los Beoplay H5, pero estos son los primeros sin ningún tipo de cable. Por esta razón y por la estrecha relación entre diseño y Bang & Olufsen decidí probarlos para comprobar si los 299 euros que tienen como precio tiene sentido o no. En las últimas semanas han sido mis auriculares de uso diario y la experiencia no ha sido para nada mala.

Diseño y construcción de los Beoplay E8

Es complicado que un producto que salga con el nombre de B&O no cuente con un diseño de producto excelente. Es parte de la marca, una de las primeras características que asociamos a este fabricante de dispositivos de audio. Los Beoplay E8 tampoco carecen de ello, con un diseño de botón (casi) circular y modelado para la forma del oido, estos auriculares buscan pasar desapercibidos al utilizarlos.

Están compuestos de plástico en su mayor superficie, aunque destaca un anillo de metal en el exterior. Este anillo de metal sirve para delimitar la parte táctil del auricular. En la parte interna tenemos dos simples puntos de metal que sirven como conector para cargarlos. Los Beoplay E8 los tenemos en dos colores distintos, por un lado en gris con detalles dorados (los analizados) y por otro en negro. Además de esto, B&O ha lanzado ediciones limitadas como por ejemplo totalmente en blanco.

Beoplay E8 Tanto el estuche como los auriculares en sí utilizan materiales de construcción de alta calidad.

Pero no se trata únicamente de los auriculares en sí, también del estuche donde se guardan y se cargan. El estuche tiene una forma ovalada y está recubierto de una excelente piel. Al abrirlo, en su interior dispone de dos huecos para colocar los auriculares. Es de agradecer el imán que tiene cada hueco, haciendo que al colocarlos se ajusten correctamente solos y te asegures que se van a cargar. Inmediatamente se encenderá el indicador LED del centro para avisarnos que se están cargando (naranja) o que ya están cargados (verde). No es el único LED, dispone de dos más en la parte trasera que nos indican cómo de cargado está el estuche. Estuche que por cierto se carga con un cable micro USB que viene incluido en la caja.

Cómo se adaptan los auriculares en el uso diario

¿Son cómodos o no son cómodos por su factor forma? Quizás no dependa tanto del diseño del auricular en sí como de la forma del oído de cada persona. Los Beoplay E8 se han construido siguiendo una forma genérica del oído para encajar cómodamente en el conducto auditivo externo. Por otra parte, pesan realmente poco, muy poco, esto hace que sea más difícil que se caigan por peso. Además, cuenta con almohadillas de silicona de diferente tamaño e incluso almohadillas de gomaespuma para adaptarse totalmente a la forma del oído.

Beoplay E8 Puedes escoger entre diferentes almohadillas para encontrar la que mejor se adapte a tu oído.

Yo tardé cinco minutos en probar todas las almohadillas y encontrar la perfecta para mi oído, a partir de ahí no he tenido nunca más problemas al colocarlos y utilizarlos. Los he llevado puestos varias horas y no han llegado a ser molestos. También he hecho deporte con ellos y era como si no llevase nada (¡pesan muy poco!), nunca he tenido la sensación de que se vayan a caer. Pero independientemente de esto, lo mejor que puedes hacer es probarlos por ti mismo para ver cómo se adaptan a ti.

Lo que quizás no sea tan cómodo de llevar es el estuche, algo grueso y grande para llevar en un bolsillo si como yo llevas vaqueros apretados. A no ser que llevase una mochila o una chaqueta, normalmente he preferido no llevarme el estuche conmigo porque llega a ser incómodo, siendo más cómodo guardarlos directamente en un bolsillo y cargarlos al llegar a casa.

Beoplay E8

Sonido y funciones de los Beoplay E8

El punto más interesante de todos es el de la calidad del sonido. Que sean unos auriculares in-ear ayuda mucho, aíslan muy bien el sonido externo y te permiten centrarte mucho mejor en el sonido que proviene del reproductor. Luego entra en escena la técnica de la casa para conseguir reproducir con la mejor fidelidad posible el audio en los auriculares. Consigues diferenciar correctamente sonidos e instrumentos en una canción que normalmente no escuchas, las voces son realmente claras y hay un muy buen equilibrio entre bajos, medios y agudos.

Hay un detalle que me explicaron y a pesar de que tiene lógica, desconfié de ello hasta probarlo. Al sacar un sonido tan claro, no necesitas subir el volumen al máximo. Y es cierto, si estás en un lugar con mucho ruido externo por intuición subes el volumen, pero con los Beoplay E8 no tienes que subirlo tanto, porque realmente entiendes lo que se está reproduciendo ya que es un sonido claro, no hay distorsión. En definitiva, preocúpate de conseguir música y contenido Hi-Fi, que de reproducirlo sin apenas pérdida de calidad ya se encargan los auriculares.

Ecualizador y modo transparencia

Al igual que el resto de auriculares y altavoces de la marca, podemos conectarlos a la aplicación para iOS de la que disponen. La app de Beoplay no es imprescindible para utilizarlos, pero sí que es un extra a tener en cuenta, pues nos permite varias funciones más:

  • Actualizar el firmware: Cada cierto tiempo B&O lanza una actualización del software interno de los auriculares, bien para mejorar algo, bien para corregir algún error. Desde la app podemos actualizarlos fácilmente, es un proceso lento pero fácil.
  • Utilizar el ecualizador: Podemos modificar el audio que reproducen los auriculares para conseguir más graves, más agudos, un estilo determinado para un género concreto de música, un estilo para podcasts... También podemos crear y guardar nuestros propios estilos.
  • Configurar el modo transparencia: Eligiendo entre escuchar sólo lo de fuera o combinado con el audio.
Beoplay E8 La app de Beoplay nos permite aprovechar al máximo los Beoplay E8, aunque no es imprescindible.

¿Qué es el modo transparencia? Un modo de uso que nos permite escuchar el sonido de fuera sin tener que quitarnos los auriculares. Dado que son auriculares in-ear disponen de cancelación de ruido pasiva y si alguien quiere hablarte tendrás que quitártelos para escucharlo correctamente. O bien activar el modo transparencia, que activa los micrófonos integrados en los auriculares y reproduce de forma directa todo lo que captan los micrófonos. Es decir, dejan pasar el sonido "de forma transparente". Podemos escoger entre parar la reproducción y escuchar lo de fuera o bajar el volumen de la reproducción y escuchar al mismo tiempo lo de fuera.

El modo transparencia llega a ser molesto, porque escuchas todo lo proveniente de fuera mediante unos auriculares y no llegas a acostumbrarte. Pero obviamente no está pensado para estar siempre activo, tan sólo en momentos puntuales que te eviten tener que quitarte el auricular. Para saludar a alguien, para pagar en el supermercado, para escuchar a un compañero en la oficina... La verdad es que es realmente útil hacer un tap en el auricular izquierdo y automáticamente poder conversar con quien te está hablando.

Autonomía, controles y más

Por pequeños que parezcan, consiguen ofrecer una autonomía de cuatro horas seguidas de reproducción según el fabricante. En un uso normal, pues si estamos utilizando continuamente el modo transparencia o con el volumen al máximo se reduce esta autonomía. No he conseguido medir exactamente cuánto dura la batería de los auriculares, los he utilizado horas enteras y tras ello siempre los he guardado en el estuche. No he conseguido agotarla por completo y cuando quedaba poca han seguido funcionando correctamente y sin pérdida de conexión, algo que sí he comprobado en otros modelos. Cuatro horas de autonomía son más que suficientes para un uso normal, es complicado que los utilicemos más tiempo y no tengamos el estuche cerca para cargarlos.

Beoplay E8 El estuche de los Beoplay E8 ofrece dos cargas adicionales, en total tienes 12 horas de autonomía.

El estuche en sí nos ofrece dos cargas adicionales, es decir, el estuche completamente cargado ofrece 8 horas de autonomía para los auriculares. Lo malo es que puedes olvidarte de cargar el estuche, a mi me ha pasado una vez y al ponerme los auriculares comprobé que no estaban cargados. El estuche no tiene una forma fácil de indicarte la batería restante. Por suerte, se cargan bastante rápido, lo puse a cargar con los auriculares dentro y tras unos 20 minutos pasaron del 15% al 60% de autonomía, lo que te da un par de horas de reproducción.

En cuanto a controles de reproducción, al utilizar un Apple Watch me resulta mucho más cómodo controlar lo que se reproduce desde el reloj que desde los auriculares. Disponen tan sólo de la zona táctil en la parte externa, pero actúa de diferentes modos según cómo la pulsemos. Los controles principales:

  • 1 tap derecho: Play y pausa.
  • 1 tap izquierdo: activa o desactiva el modo transparencia.
  • 2 tap derecho: Siguiente canción.
  • 2 tap izquierdo: Anterior canción.
  • Mantener pulsado derecho: Sube el volumen.
  • Mantener pulsado izquierdo: Baja el volumen.

Los Beoplay E8 también nos permiten hacer llamadas, puedes recibir y hacer llamadas sin problemas con ellos. Los Beoplay E8 incorporan un micrófono que capta sin problema tu voz y te permite comunicarte fácilmente. Hago pocas llamadas, pero las pocas que he hecho estos días no he sufrido ni problemas de audio ni de sincronización, las otras personas tampoco me dijeron que no habían notado que estaba utilizando unos auriculares.

Beoplay E8 El estuche se carga por micro USB y dispone de dos luces indicadoras de la batería restante.

Por último, es destacable el hecho de que no son resistentes al agua o a las salpicaduras. Esto significa que los líquidos es mejore evitarlos para no sufrir ningún problema con ellos. Seguramente no tenías pensado nadar con ellos pero quizás sí hacer deporte y transpirar. Yo estoy haciendo deporte con ellos, así que mientras no transpires dejando tras de ti un charco de sudor, no tienes de que preocuparte. Lo que sí que he evitado es tocarlos con las manos mojadas, por ejemplo.

Beoplay E8: por qué comprarlos y por qué no

Beoplay E8

Si lo que estás buscando son unos auriculares con un sonido envidiable e inalámbricos, no busques más, los Beoplay E8 son para ti. Si es por sonido, lo cierto es que no hay excusa para decir que no valen lo que valen. Aparte de esto, cuentan con un diseño cómodo, una estética propia de la marca y materiales de gran calidad. Su precio oficial es de 299 euros, juegan en la liga de los grandes, y a pesar de que hay muchos auriculares inalámbricos en el mercado ahora mismo, pocos ofrecen tantos puntos positivos como los Beoplay E8.

Un estuche más pequeño, conector USB-C como otros modelos de la marca o un buen indicador de batería son algunas opciones que echo en falta, más en el estuche que que en los auriculares en sí. De los auriculares para mi el punto negativo es la resistencia, me gustaría poder utilizarlos por la calle un día de lluvia con la tranquilidad de que no les va a pasar nada (que seguramente no les pase nada) y sin tener que preocuparme por si se mojan demasiado o no.

Beoplay E8 ¿La pega? Posiblemente llevar el estuche contigo si utilizas pantalones algo más apretados o no llevas un bolso.

Los Beoplay E8 están a la venta por 239 euros en color gris y 228 euros en color negro ahora mismo en Amazon. No los compares con los 179 euros de los AirPods. Están dirigidos a un consumidor distinto y juegan con posibilidades distintas. Los AirPods son muy equilibrados en prestaciones y ofrecen la mejor conexión y comodidad posible gracias a la integración en iOS. Los Beoplay E8 por su parte mejoran tremendamente en calidad de sonido (si es un factor importante para ti) y buscan convencer con mejores materiales y funciones extra.

Los auriculares han sido cedidos para la prueba por parte de B&O. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Más información | Beoplay E8
En Applesfera | Análisis de Beoplay H5: la demostración de que los auriculares inalámbricos y el sonido de alta fidelidad son compatibles

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos