Publicidad

El iPhone que no era iPhone: cuando Cisco lanzó su teléfono VoIP antes que Apple
iPhone

El iPhone que no era iPhone: cuando Cisco lanzó su teléfono VoIP antes que Apple

Publicidad

Publicidad

Esta semana se cumplen trece años del lanzamiento del iPhone. Si has leído esta frase y te has dado cuenta de que las matemáticas fallan, no te alarmes. El iPhone fue presentado a finales de 2006 por Cisco a través de su reciente adquisición de Linksys. Se trataba de un teléfono VoIP, de ahí su nombre "iPhone". Tan solo 19 días después, Apple desvelaría el iPhone que todos conocemos, iniciándose una lucha legal por los derechos del nombre.

El iPhone que no era el iPhone que conocemos ahora

iPhone de cisco

Nada más desvelarse el iPhone durante la MacWorld del 9 de enero de 2007, Cisco Systems demandó a Apple por utilización de la marca registrada "iPhone". Según cuentan en Network World:

Cisco buscaba una orden judicial para restringir a Apple la utilización del nombre iPhone, el cual aseguraba era una marca registrada de Cisco a través de la adquisición de Linksys. El negocio de redes domésticas había obtenido el nombre del iPhone después de comprar una compañía llamada Infogear en 2000 y Cisco utilizó el nombre para sus teléfonos de red VoIP inalámbricos y dual-mode.

Si nos montamos en la máquina del tiempo y retrocedemos hasta la fecha indicada, nos toparemos con artículos como este de Applesfera, donde se hacen eco de la noticia. Ahí se cuenta cómo Cisco presentó su iPhone particular, una gama de teléfonos inalámbricos para el hogar. Con la tecnología VoIP, estos teléfonos contaban con la posibilidad de comunicarse vía internet a través de Skype, sin necesidad de abrir el ordenador.

Los usuarios podían consultar su lista de contactos del servicio y otras funciones a través de internet como la búsqueda de Yahoo!. Como es obvio, Steve Jobs aspiraba a tener el nombre que más encajaba a su futuro y rompedor teléfono.

Dos años de negociación previa a la presentación del iPhone de Apple

cisco

Tras la petición judicial de Cisco, la compañía desveló que habían estado negociando con Apple acerca del nombre durante 2 años. Según los de Cupertino, su argumento es que nadie iba a confundir los dos iPhone porque se trataban de productos distintos. Para Cisco, el nombre era el comienzo de la convergencia de varios productos de comunicación domésticos. Por lo que el conflicto estaba asegurado.

Finalmente, mes y medio después de la presentación del iPhone original, ambas compañías llegaron a un acuerdo. A partir de entonces, tanto Cisco como Apple pudieron compartir la marca bajo una licencia de la que no se conocen los detalles. Lo curioso es que unos años después en 2010, Apple también tuvo que licenciar de Cisco el nombre de "iOS". La compañía de comunicaciones empleaba esta marca para referirse a su software de routing.

Hasta 2010, el software del iPhone se denominaba "iPhone OS". Pero con la llegada del iPad, Apple decidió cambiarle el nombre a "iOS" para englobar a ambos dispositivos (así como el iPod touch).

A juzgar por los artículos que se publicaron en esa época, fue todo un golpe de efecto de Cisco denominar como "iPhone" a sus nuevos teléfonos domésticos. Eso, unido al atrevimiento de Jobs, dio lugar a una incertidumbre tecnológica que afortunadamente se resolvió con rapidez. Cisco y Apple continuaron trabajando conjuntamente en diferentes proyectos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios