Publicidad

El almacenamiento SSD del nuevo iMac está soldado en placa y no puedes cambiarlo

El almacenamiento SSD del nuevo iMac está soldado en placa y no puedes cambiarlo
85 comentarios

Aún falta que veamos el desmontaje al completo del nuevo iMac de 27 pulgadas, pero ya nos van llegando algunos primeros detalles de los cambios en su interior. Y ya podemos ir acostumbrándonos porque esto va a ir siendo tendencia a partir de ahora: el almacenamiento SSD de esos nuevos iMac está soldado en la placa base.

Eso significa que dicho almacenamiento no puede cambiarse. Por lo tanto, la idea de comprar un iMac con 256 GB de disco SSD para luego sustituir ese SSD por otro de más capacidad deja de ser posible. Aunque hay un rayo de esperanza: parece que los modelos con 4 y 8 TB de almacenamiento tienen un conector para expansiones.

El último paso antes de la imposibilidad total de ampliar nada

Imac

Este conector nos permitiría conectar más almacenamiento SSD, pero claro: para tenerlo disponible debes comprar los modelos a partir de 4 TB de almacenamiento, lo que supone un coste extra de 1.500 euros. Los modelos con 256 GB, 512 GB, 1 TB o 2 TB de almacenamiento no disponen de ese conector y por lo tanto no se pueden ampliar.

Y si aún así decides hacer el gasto, recuerda: abrir un iMac implica la pérdida total de su garantía. Si quieres ampliar su almacenamiento interno lo mejor que puedes hacer es acudir a un servicio técnico autorizado... u optar por la solución más fácil que es la de comprar discos externos.

Por cierto, y ya que hablamos de ampliaciones: sí, aún se puede ampliar la memoria RAM del iMac de 27 pulgadas a través de una trampilla trasera. No creo que sea algo que persista en cuanto nos vayamos a los ordenadores con Apple Silicon, me temo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios