Sigue a Applesfera

Apple TV

El one more thing hobby que todos esperábamos del evento especial de hoy se ha hecho realidad: el Apple TV vuelve a la mesa de diseño para dar respuesta a muchas de las necesidades y peticiones que durante tanto tiempo los usuarios de la manzana amantes del cine hemos rogado, incluyendo un precio absolutamente rompedor.

¿Por dónde empiezo? El nuevo Apple TV ocupa una cuarta parte del tamaño de su predecesor, es realmente diminuto (apenas 10 cm de lado por 2,3 cm de alto), frio y silencioso al carecer de disco duro. ¿Y donde almacena entonces la música y los vídeos? No lo hace. Funciona mediante streaming así que básicamente podríamos decir que se trata de un intermediario entre nuestro Mac y la televisión del salón conectando ambos a través de Wi-Fi o Ethernet.

En el interior del Apple TV encontramos el A4, el procesador de Apple que también da vida al iPad, el iPhone 4 y el nuevo iPod touch; lo que lo hace capaz de reproducir vídeo en alta definición (720p, lástima que los 1080p sigan quedando pendientes para una futura revisión) por HDMI o escuchar música con nuestro equipo de sonido a través de la salida óptica.

Apple TV, alquiler de películas… y mucho más

La piedra angular de la caja negra de Apple es el alquiler de películas. Steve está decido a dar la espalda a la venta en favor del alquiler apostando por una fuerte política de reducidos precios para convencernos de ello (al tiempo que soluciona de un plumazo el problema del almacenamiento). Textualmente, el CEO de Apple aseguró en la presentación que con un precio de 99 centavos para los episodios de TV en HD, 2.99 dólares para las películas en resolución normal y 3,99 dólares para las de alta definición, será más económico alquilar varias veces un mismo contenido que comprarlo.

Apple TV

Pero el Apple TV tiene mucho más que aportar. Desde el acceso al catálogo de películas de Netflix hasta los videos de Youtube pasando por supuesto por el popular servicio fotográfico de Flickr; todo ello con una interfaz tan sencilla e intuitiva como cabría esperar de la gente de Cupertino con detalles tan obvios como avisanos cuando hay nuevos episodios de nuestra serie preferida o el acceso a las calificaciones de Rotten Tomatoes. Finalmente, la integración con el iPhone, el iPad y el iPod touch será completa gracias al nuevo AirPlay, que estará disponible en todos los dispositivos con iOS 4.2 y permitirá continuar viendo nuestros vídeos en el televisor justo desde el punto en el que nos encontrábamos.

Por desgracia, aunque Pedro ya ha podido ponerle las zarpas encima a uno tras la presentación, la nota agria la pone la certeza de que tendremos que esperar con los brazos cruzados ya que su lanzamiento se producirá de forma escalonada empezando por los EE.UU., Reino Unido y Canadá; países en los que se pondrá a la venta a finales de mes a un precio, eso sí, completamente rompedor: tan solo 99 dólares (incluyendo un Apple Remote que ya de por si cuesta en nuestro país 19 euros). Esperemos que el escalofrío que tengo en la espalda no sea un presagio de lo peor, es decir, de que el Apple TV no salga en nuestro país hasta que no puedan dotarlo de contenido en nuestro idioma (es decir… ¿nunca?).

Actualización: El precio para europa será de 119 euros, más de lo que nos gustaría pero nada que desentone con la política de precios actual de la compañía en vista a la situación del euro frente al dolar. Por cierto, en Francia por ejemplo, donde aún no hay series disponibles, el alquiler de las películas cuestan 2,99 y 3,99 euros en SD y HD respectivamente.

Más información | Apple TV

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios