Publicidad

HomeKit: trucos y consejos que puedes aplicar ahora que tienes tiempo para domotizar tu hogar
Accesorios

HomeKit: trucos y consejos que puedes aplicar ahora que tienes tiempo para domotizar tu hogar

HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Es probable que leas esto desde el confinamiento de tu casa, así que es un momento perfecto para que te lleves a cabo ese propósito de domotizarla revisando todo lo que podrías convertir en un accesorio HomeKit. Luces, enchufes inteligentes, persianas, altavoces... las posibilidades son muchas.

Sin embargo, cuidado: No debes cometer el error de simplemente domotizar todo lo que puedas y después no prestar la atención necesaria a la configuración de todos los accesorios. Después de varios años conviviendo con bombillas y enchufes inteligentes, os dejo algunas conclusiones en forma de consejos para que no falléis ahí donde yo lo hice.

Sí, hay aspectos sociológicos a tener en cuenta

Ces 2020

En primer lugar, no debes volverte loco/a y sustituir absolutamente todas las bombillas de la casa. Aquellas luces como las del baño, cocina o incluso las del dormitorio suelen encenderse y apagarse de forma muy puntual y rápida, y a veces domotizarlas implica perder tiempo para encenderlas o apagarlas a menos que te gastes más dinero e instales interruptores compatibles con HomeKit.

Lo más adecuado es colocar bombillas HomeKit en aquellas salas donde las luces estén encendidas mucho tiempo (despachos, salones) y se agradezca un cambio de intensidad o temperatura de color (las bombillas HomeKit suelen tener esas funciones casi siempre) dependiendo de lo que estés haciendo. Así puedes tener las luces a máxima intensidad cuando tengas invitados, y a muy baja intensidad cuando estés viendo alguna película.

Algo que se suele ignorar: todos los habitantes de la casa usarán HomeKit, no sólo tú

Ten en cuenta también, si no vives solo, que las bombillas HomeKit tendrán que ser utilizadas por todos los miembros de la familia. Niños, parejas que no quieran oír hablar de estas cosas tan ecnológicas... debes tener en cuenta que cosas como las bombillas HomeKit pierden sus funciones cuando las apagas mediante el interruptor a menos que éste se integre también con la domótica de Apple. Es importante que todos los miembros de la familia puedan sentirse a gusto con la domotización, o pronto habrá discusiones para volver a las bombillas y enchufes tradicionales. Lo mejor es empezar con un sólo enchufe o bombilla inteligente para hacer experimentos y mostrar a toda la familia como funcione.

Un consejo que puedes tener en cuenta es que si lo único que quieres es añadir una luz de colores a una habitación, puede que te interese conservar las bombillas tradicionales y simplemente añadir algo como un Eve Flare enchufado a la corriente. De este modo la instalación se simplifica enormemente.

Ah, y otro tema importante: HomeKit es una plataforma exclusiva de Apple. Replantéate utilizarla si el resto de personas que viven en tu casa utilizan dispositivos Android y/o Windows, o busca accesorios que sean compatibles tanto con HomeKit como desde Google Home o Alexa.

La base de un buen HomeKit es una red Wi-Fi de calidad

La calidad de nuestra red Wi-Fi también es muy importante a la hora de llenar nuestra casa de accesorios HomeKit. Si instalas una bombilla en una zona de tu hogar donde la señal sea muy débil, irremediablemente vas a tener problemas con esa bombilla. Puede que tarde mucho en recibir las órdenes, o ni siquiera lo haga. Por lo tanto, antes de hacer un gasto en bombillas y/o enchufes inteligentes, quizás debas hacerlo en una buena Wi-Fi en malla que cubra sin problemas toda la superficie de tu casa.

Para aprovechar al máximo las posibilidades de HomeKit, recuerda que también debes contar con un dispositivo de Apple que sirva como hub. De esta forma podrás controlar los accesorios desde fuera de casa siempre que tengas una conexión a internet, que es una de las ventajas que más se buscan al colocarlos.

Lo ideal para utilizar como hub es un Apple TV o un HomePod, aunque también puedes utilizar un iPad que no saques de casa. No te preocupes por la configuración, todo se hace automáticamente en cuanto empiezas a configurar los primeros accesorios: si tienes un dispositivo que pueda actuar como hub a nombre de tu cuenta de Apple, se convertirá automáticamente en él.

¿Y qué es lo que puedes llegar a hacer con HomeKit? Pues centenares de acciones y automatizaciones, pero os dejamos con tres cosas básicas que os pueden inspirar dependiendo de las posibilidades que tenga tu casa:

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios