Síguenos

conector dock

Que Apple lleva tiempo pensando en modificar el conector Dock es algo difícil de negar, aunque lo cierto es que siempre había sido uno de esos rumores que no te terminas de creer, en mi caso, hasta que no empiezas a ver verdaderas filtraciones como las que hemos visto en las últimas semanas.

Y es que el conector Dock es sin duda alguna una de las señas de identidad de todo dispositivo iOS e iPod, un conector presente desde la tercera generación del famosos reproductor de música y que apenas se ha modificado. Es además un conector que fue diseñado de forma muy eficiente ya que además de resistente (al contrario que su cable) ha sabido evolucionar con el tiempo haciendo uso de diferentes tecnologías y capacidades sin apenas cambios externos.

Por eso, que ahora Apple decida eliminar de golpe y porrazo un conector que se encuentra disponible en más de 300 millones de dispositivos, y en unos cuantos millones de accesorios, es una verdadera putada es una pena. Pero entendemos, o queremos pensar, que Apple tiene verdaderas razones de peso para ello y que el nuevo conector será una mejora sustancial y no un simple cambio de tamaño.

A un nuevo conector podemos pedirle un montón de novedades y características aunque yo voy a ser bastante benévolo, y es que únicamente le pido a Apple tres características que me harán perdonarle perder todo el dinero invertido estos años en cables, adaptadores, transmisores FM, Docks, adaptadores para el coche… y otro número no definido de accesorios.

Las tres características imprescindibles que debería de tener el próximo Dock para el iPhone

Conector iPhone

La primera característica que le pido a Apple es simple, la misma que ha hecho del actual conector Dock una gran interfaz: planificación en el tiempo. La mejor característica que puede tener la creación de una nueva interfaz es la adaptabilidad de la misma, una planificación adecuada que permita al conector ser compatible en el tiempo con nuevas interfaces, velocidades, tipos de conexiones… etc.

Ahora mismo Thunderbolt es una tecnología poco apta para este tipo de dispositivos, pero puede que en un futuro sea adaptada para dispositivos móviles, si ese es el caso el diseño del nuevo conector deberá ser capaz de evolucionar en el tiempo sin necesidad de ser modificado físicamente de forma. El actual conector Dock ha sido usado mediante interfaces USB1, USB2, Firewire 400…

Lo mínimo que le podemos pedir a Apple son otros diez años, al menos, de estabilidad y compatibilidad ya que si bien podemos cambiar de terminales con relativa facilidad cada año, lo cierto es que los accesorios (algunos) no los solemos cambiar con tanta frecuencia y de hecho mi adaptador para el coche fue comprado para un iPod de 5 generación y aún sigo usando el mismo desde hace casi 6 años.

La segunda característica que le pido a Apple es algo más rebuscada pero no menos importante. Una de las pocas cosas que se ha modificado con el tiempo en el actual conector es la forma en la que este se conecta al dispositivo, si bien en las primeras versiones el conector hacía uso de unas pestañas laterales de acción manual, con el tiempo dichas pestañas se modificaron para no necesitar ningún tipo de acción por nuestra parte y para reducir, al mismo tiempo, el tamaño final del conector. En cualquier caso ninguna de las dos versiones me han parecido una buena solución y ambas tienen ciertos problemas.

Una de las cosas que me encantaría ver en dicho conector sería un sistema similar al magsafe mediante el cual la conexión sería magnética y sin necesidad de ninguna pestaña o acción por nuestra parte, al mismo tiempo sería genial que el conector se pudiese usar en cualquier posición y es que si los rumores no fallan esta última característica será patente en el modelo final.

La tercera y última característica es algo complicado de definir e incluso de pensar, se la dejo directamente a Apple y su “magia” y es que simplemente quiero que me den una razón de peso para el cambio, me explico. Apple siempre sabe poner la nota discordante que hace que un simple cable se convierta en algo casi del futuro, una sencilla característica que marca la diferencia entre un Samsung móvil cualquiera y un iPhone. Todos sabemos lo genérico, y ya de paso malo, que es el conector microusb de casi todos los nuevos dispositivos del mercado. Apple quiere ser diferente y mostrar algo que es único, si ese es el caso quiero razones de peso para ello.

No me vale un simple “es que no queremos que accesorios de otros teléfonos funcionen en el iPhone”, quiero ver que Apple realmente ha hecho los deberes y ha desarrollado, como casi siempre, un producto por encima del resto y el cual además de ser un accesorio, otorga valor añadido a los equipos iOS.

En Applesfera | Rumorsfera: más imágenes del interior del nuevo iPhone, algo del iPad Mini y vuelta al televisor de Apple

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

36 comentarios