Llega una nueva ola de calor: así podemos cuidar nuestros dispositivos Apple
iPhone

Llega una nueva ola de calor: así podemos cuidar nuestros dispositivos Apple

Puede que este verano se recuerde como uno de los que más sirvió para alertar del calentamiento global a todo el mundo. Las olas de calor que han azotado el mes de julio han tenido alcance global, y además de romper récords de intensidad lo han hecho también de duración. Y aún queda agosto, que no se presenta precisamente fresco.

Es por eso que vamos a recopilar toda la información útil para cuidar de nuestros dispositivos ante lo que se prevé que sean unos próximos días (y quizás semanas) con temperaturas extremas. Porque el calor no sólo os afecta a nosotros: Los iPhone, iPad y los Mac también pueden salir mal parados.

Protege tus dispositivos Apple con estos consejos

El principal afectado de estas olas de calor son las baterías de nuestros dispositivos. La propia Apple nos describe en su documentación oficial que los fluidos de esas baterías empiezan a evaporarse a partir de ciertas temperaturas, lo que estropea los sensores. iOS deja de ser capaz de indicar con precisión el nivel de carga de la batería y podemos dejar de fiarnos de la información de esa carga que veamos en pantalla.

Para evitarlo toca buscar modos de evitar que nuestro iPhone se caliente demasiado. Hay que retirarlo de la luz directa del sol, y dejar de guardarlo en compartimentos como la guantera del coche que pueden alcanzar temperaturas altísimas en verano. Sacarlo de su funda también contribuye a que se ventile mejor. Si notamos que el iPhone ya está muy caliente, también tenemos que evitar usarlo con aplicaciones que demanden muchos recursos:

  • Juegos, especialmente aquellos de alto rendimiento gráfico.
  • Aplicaciones con un uso intenso del GPS (rutas en mapas).
  • Aplicaciones de uso intenso de la cámara como las de realidad aumentada.
aviso temperatura iphone

Si el iPhone se calienta demasiado nos toparemos con un aviso de temperatura como el que ves justo arriba, y no podrás usar el terminal hasta que éste se enfríe un poco. En menor medida, el iPhone también es capaz de auto-regular su rendimiento. Si se calienta demasiado, el rendimiento del chip baja y algunas funciones (como las indicaciones paso a paso de una ruta en Mapas) se desactivan.

Otra cosa que podemos hacer para enfriar el iPhone es colocarle un ventilador que disipe el calor, un accesorio que gana cierta popularidad con tantos días calurosos si queremos seguir exprimiendo el teléfono al máximo.  Algunas marcas centran el enfoque al gaming, pero con temperaturas que rozan los 40ºC el uso que se le da es más general.

Al iPad puede pasarle lo mismo que al iPhone: si se calienta demasiado se reducirán sus funciones y su rendimiento. Y si se llega a un tope de temperatura recibiremos la misma señal de alerta de los iPhone y habrá que esperar a que se enfríe. Aquí ya no hay ventilador trasero que sirva al tratarse de una tableta, pero podemos seguir el resto de consejos mencionados para poder tratarlo bien.

Algo que podemos hacer para enfriar un Mac es elevarlo y separarlo de la mesa para que disipe mejor el calor de su base

En cuanto a los Mac, también hay que tener en cuenta cómo pueden llegar a calentarse los portátiles. Por eso los consejos se mantienen: evita trabajar con ellos a plena luz del sol y evita dejarlos encendidos al lado de alguna fuente de calor.

De hecho, algo muy recomendable es evitar dejarlos en reposo y apagarlos directamente si vamos a estar un tiempo sin usarlos. La "mala" costumbre de cerrar la tapa y dejar el MacBook en reposo durante más de un día puede ser perjudicial en días de mucho calor y en estancias sin aire acondicionado.

Una ayuda pueden ser las bases de refrigeración que puedes colocar bajo los MacBook: los ventiladores de esas bases quedan justo bajo el aluminio del portátil y trabajan para disipar el calor que se acumula en el material. Si no, algo sencillo que puedes hacer es elevar el portátil para que su base no quede en contacto con la mesa. Suele ayudar a disipar el calor en cierta medida. A nivel de aplicaciones de macOS para controlar la temperatura, tienes algunas utilidades que te indican la de algunos componentes (depende del modelo de Mac que tengas)

Y por supuesto, hay que prevenir. Y lo mejor para eso es mirar aplicaciones del tiempo para iOS para ver el pronóstico de temperaturas o mapas de temperaturas, disponibles en la aplicación Tiempo para iOS o en varias aplicaciones de terceros. Y si eres de los que los usan, aquí tienes un atajo que te avisa de altas temperaturas automáticamente.

Mientras dure esta ola de calor tendremos que tener en cuenta estas cosas, así que paciencia: quedan casi dos meses para que el verano termine oficialmente.

Temas
Inicio