Que la pantalla rota no detenga a tu MacBook Pro: hay gente que se la quita para convertirlo en un sorprendente Mac mini

Que la pantalla rota no detenga a tu MacBook Pro: hay gente que se la quita para convertirlo en un sorprendente Mac mini
21 comentarios

Puede que seas de los que piensa que ya está todo inventado, pero eso te haría difícil de explicar una curiosa tendencia que están adoptando algunos usuarios. Y es que donde unos ven el problema de tener un MacBook Pro con la pantalla rota, otros ven la oportunidad de aprovecharlo como si de un Mac mini se tratara. Y lo cierto es que tiene todo el sentido del mundo.

Mucho más que la mitad de un MacBook Pro

Si le quitas la pantalla a un MacBook Pro, te quedas con la mitad del ordenador, ¿verdad? Pues no, porque la parte inferior de un MacBook Pro (y de cualquier portátil) tiene todos los elementos necesarios para que funcione el ordenador. Y algunos más.

Que se rompa la pantalla de tu Mac portátil no tiene por qué ser el fin del mundo

La tapa del MacBook Pro alberga la pantalla y la cámara FaceTime, con el añadido de proteger el teclado y trackpad en la parte inferior. Si prescindimos de ella, seguimos teniendo lo que es el ordenador principal junto con el teclado, ratón, unos buenos altavoces y un micro.

Este usuario de Twitter apuntaba a esta tendencia que había detectado. Y es que no pocos usuarios estaban comprando MacBook Pro con la pantalla rota para usarlo como si fuera un Mac mini. Si eres un poco manitas, puedes retirar la pantalla rota y quedarte con la parte importante del ordenador.

El siguiente paso, como es obvio, es conectarle una pantalla externa para poder trabajar con él. Debemos asegurarnos primero de que el equipo es funcional y no está totalmente averiado. Al parecer el Mac no se piensa que la pantalla está cerrada, pues simplemente no detecta pantalla alguna. La única "pérdida" es que el teclado retroiluminado no funciona, lo cual podría estar relacionado con que este sensor está en la tapa del Mac.

Un vistazo rápido por cualquier tienda de segunda mano arroja varios Mac portátiles con la pantalla rota cuyo precio ronda los 300 o 400 euros. Sensiblemente menos que un Mac mini y si tienes ya una pantalla, puede ser suficiente para tener el Mac que esperabas.

Temas
Inicio