Sigue a Applesfera

Evolución iPhone

El iPhone es un equipo con 5 años de ventaja sobre el resto de dispositivos de la Industria.

Con similares palabras a estas, Steve Jobs presentaba en el año 2007 el iPhone, un equipo que tal y como indicaba el gran Steve, estaba claramente adelantado a su época, un equipo que simplemente dejaba en ridículo cualquier otro móvil o smartphone.

Pero después de estos cinco años, algo es evidente, el resto de la industria ha sabido hacer sus deberes de forma más que correcta, pocos equipos quedan ahora mismo en el mercado que no puedan ofrecer una experiencia similar a la del iPhone. ¿Y Apple? ¿Ha mantenido su ventaja de 5 años respecto al resto de la industria? No.

Android y Windows Phone, sistemas tan interesantes como iOS

Y es que Apple, al contrario que la mayoría de fabricantes, se enfrenta a un doble problema: desarrollo de hardware y software. Mientras que Google se dedica tranquilamente a la elaboración y mejora constante de Android, desarrolladores como Samsung se pueden centrar únicamente en el desarrollo tecnológico. Dicha simbiosis ha permitido a Android avanzar de forma tan rápida y abrumadora.

No te dejes engañar, yo mismo he tenido varios dispositivos Android, y una cosa no se puede negar: el sistema desde su versión 4.0 es una autentica gozada.

Desde hace unos días he tenido la suerte de usar un Samsung Galaxy Note en lugar de mi habitual iPhone (el cual me ha acompañado en mi bolsillo desde el Verano del 2007) y si bien mi reacción al principio era bastante “negativa”, una vez pasadas las primeras impresiones, las sensaciones son simplemente las opuestas: no quiero volver a iOS.

Esto no es un análisis sobre dicho dispositivo, en Xataka ya han hablado en profundidad del mismo, pero si es una reflexión de como un dispositivo como este, no tiene nada que envidiar a un equipo como el de Apple… excepto una cosa: las aplicaciones.

No se puede decir que en Android falten aplicaciones, de hecho encontramos prácticamente todas las aplicaciones importantes de iOS sin problema, pero se repite algo que ha pasado durante muchos años entre Windows y OS X. Una misma aplicación es mucho más bonita y sencilla de usar en iOS que en Android.

iPhone 4

Las aplicaciones, aquí radica la única ventaja real de Apple

Android es un sistema operativo básado en conceptos diferentes a los de iOS en funcionamiento, empezando por los widgets y continuando por como interactuamos con las aplicaciones para navegar por sus menús.

Y esto no es nada malo, de hecho, una vez acostumbrado a dicho funcionamiento, descubres grandes ventajas como la posibilidad de saltar entre aplicaciones de forma sencilla gracias a la tecla retorno. Pero no es aquí donde radica el problema.

La desventaja de Android, y por ende la mayor ventaja de Apple, ahora mismo radica en como su kit de desarrollo permite crear aplicaciones con un mejor aspecto visual (y más unificado) que en Android.

Apple tiene ahora mismo su ventaja en la App Store, no en cantidad, pero si en calidad. Si bien la tienda cuenta cada día con más y más aplicaciones inútiles hay muchas que salvan la tienda entera, aplicaciones que dan placer usar: sólo hace falta ver la cantidad de clientes de Twitter con diseños preciosistas y grandes funciones que contamos en iOS, en Android pocos se salvan a excepción de la oficial, la cual intenta imitar (no de muy buena forma) la aplicación de iOS, y algún que otro cliente.

Apple ya no se encuentra a cinco años de sus competidores, ni en hardware ni en software. Pero la compañía de la manzana sigue contando con una gran ventaja: una gran tienda de aplicaciones y una comunidad detrás de ella que sigue apostando más fuerte por ellos.

En Applesfera | La experiencia de usar un tablet con Android tras más de dos años con un iPad

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios