Publicidad

Esta app de realidad aumentada pone un filtro sobre figuras humanas y nos recuerda a la App Store de 2008
Aplicaciones iOS

Esta app de realidad aumentada pone un filtro sobre figuras humanas y nos recuerda a la App Store de 2008

Publicidad

Publicidad

De vez en cuando, vemos usos útiles e interesantes de la realidad aumentada. Otras veces, nos topamos con uno que genera una gran curiosidad. MEISAI es una app que encaja en este segundo grupo, puesto que es una especie de filtro de realidad aumentada que genera efectos sobre las figuras humanas. Esta app comenzó a moverse durante el fin de semana y la hemos estado probando. Estamos ante una app tremendamente entretenida.

MEISAI, un filtro de realidad aumentada a lo 'Black Mirror'

En el capítulo titulado Arcángel, una madre soltera "instala" en su única hija un chip llamado Arcángel que le permite bloquear aquello potencialmente estresante. Tanto la vista como el oído censuran elementos de su día a día que pudieran causarle malestar, como el perro de un vecino que ladra sin parar y le causa miedo a la niña. Ese filtro visual nos recuerda a la app MEISAI.

En el video superior puede verse cómo funciona esta app (recomendamos verlo sin sonido). MEISAI es capaz de superponer un filtro sobre cualquier elemento que detecte como parte de una persona. Desde una mano a un brazo, pasando por una cara o el cuerpo entero.

Imagen

La app tiene bastantes filtros, que van desde el simple pixelado a uno "psicodélico", otro en blanco y negro o en colores de 8bits, pasando por uno tipo Terminator líquido, la colocación de emoji y letras de forma aleatoria.

También hay un modo que hace lo contrario: aplicar el filtro a todo el fondo excepto a las figuras o partes humanas. La app es de descarga gratuita y, aunque no lo especifica, parece ser compatible solo con los modelos de iPhone de 2018 en adelante (iPhone XR, XS y XS Max en adelante). Por supuesto, requiere tener iOS 13 instalado, ya que trae el soporte de ARKit 3.

MEISAI, ¿el iBeer de la realidad aumentada?

realidad aumentada iPhone

MEISAI no deja de ser una simple curiosidad. Lo más probable es que descargues la app, la uses unos minutos, te sorprendas de lo que es capaz y te olvides de ella. Probablemente la desinstales al poco tiempo o la guardes para enseñársela a tus amigos y familiares. Lo cual tiene un tremendo parecido con las primeras apps de la App Store: las retro-apps.

Una Ocarina, una cerveza, un Zippo, o un sable láser de la Guerra de las Galaxias eran algunas de las apps de entretenimiento con las que enseñábamos de qué era capaz un iPhone hace más de diez años. No eran apps útiles y solo servían para pasar el rato. Pero fueron las precursoras de lo que vendría después.

Antes de correr hay que andar, aplicado a la realidad aumentada supone ver apps como este filtro en tiempo real

Su existencia no aportaba demasiado a nivel de usuario, pero llamó la atención de los desarrolladores. Y con ellos, llegaron mejores ideas que aprovechaban las particularidades del iPhone primero, y del iPad después. Uber no nació con la App Store sino en mayo de 2010. Instagram salió a la luz a finales de 2010. WhatsApp un año antes. FiLMiC Pro nació con el iPhone 4.

MEISAI encaja en las apps de un solo uso que surgieron con una incipiente App Store. Es una especie de iBeer de realidad aumentada, divertida de usar y de compartir con amigos, nada más. Pero supone un paso previo necesario para lo que de verdad podría venir en el futuro de la realidad aumentada. Algo para lo que sin duda Apple se está preparando y del que todo indica necesitaremos un nuevo dispositivo: las Apple Glasses.

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir