Publicidad

El hombre que produjo las keynotes de Steve Jobs durante 20 años
General

El hombre que produjo las keynotes de Steve Jobs durante 20 años

Hasta ahora, habíamos dado por hecho las keynote de Steve Jobs. Una exposición de nuevos productos con una narración excelente, sin pararnos a pensar en cómo se producían. Recientemente ha vuelto a salir a la luz una conversación entre dos antiguos empleados de Steve Jobs, recogida en 2018 en el sitio web Cake.

En ella podemos leer el relato de Wayne Goodrich, el productor detrás de la creación de todas las keynotes que nos dejaron boquiabiertos. Goodrich trabajó codo con codo con Jobs durante 20 años, desde NeXT, Pixar y hasta Apple. Y aquí nos cuenta curiosidades, intimidades y claves del éxito de estas presentaciones.

Un pedestal manual para el iMac, nada de guiones y puertos desaparecidos en el iPad

Chris MacAskill es el propietario de Cake, pero también fue responsable de relaciones con desarrolladores en NeXT. Ahí fue cuando conoció Wayne Goodrich, con el que mantiene esta conversación. Uno de los episodios más interesantes sucedió con motivo de un video promocional en la presentación del iMac original en 1998:

Steph Adams y yo estábamos intentando sacar [los iMac de colores] desde fuera de la pantalla subiéndolos desde su pedestal. Una semana antes del evento aún estábamos intentando sincronizarlos y hacer que el movimiento fuera suave. Esto era antes de que estuviera disponible la maquinaria controlada por ordenador.

Cuando se lo comentaron a Jobs, sugirió hablar con el equipo del Cirque du Soleil. No contaban con tiempo suficiente para ello, por lo que siguieron con el sistema de manivelas. Cuando mirabas de cerca "era realmente malo", pero desde la audiencia pasaba desapercibido. Nadie se dio cuenta. Cuando todo acabó, Jobs les dijo que estaba "decepcionado" y que en cualquier otro momento les hubiera echado. Para la siguiente keynote, ya tenían el sistema electrónico con una precisión tal que ni siquiera el "Cirque du Soleil estaba a la altura".

Preguntado acerca de si había guiones en sus keynote, Goodrich es tajante: "eso es lo que la mayoría de ejecutivos no entienden, nunca escribimos un guion". Su método era el de pulir las diapositivas de la presentación y ensayar sin descanso. Para Jobs, era como "presentar sus hijos al mundo". Gracias a su empatía, emotividad, carisma y precisión era capaz de conectar con el público sin necesidad de un guion.

El iPad original estuvo a punto de tener un conector de 30 pines doble, que "estropeaba" las fotos y finalmente desapareció

Cuando estuvo trabajando en la keynote del iPad original, varios del equipo encontraron muy difícil hacer los beauty shots del tablet. Por aquel entonces, el modelo contaba con dos conectores de 30 pines, uno de ellos en el lateral. Goodrich decidió photoshoppear la imagen, eliminando el puerto que estropeaba la foto perfecta. Jobs se mostró satisfecho con ella, hasta que se percató de que le faltaba el conector.

Tiempo después, el iPad se presentó y comercializó con un único conector de 30 pines. No sabemos si por influencia de este productor o porque el propio Jobs no estaba convencido de antemano y la foto acabó forzando la decisión.

Un mes para preparar la demo de rotación del iPhone original

iPhone rotando

Goodrich asegura que algunas keynotes se planificaban con más de tres meses de antelación. Recuerda el caso de la del iPhone original, donde el "truco" de la rotación de la pantalla les llevó un mes de desarrollo a un único ingeniero. Jobs sabía que este efecto había que conseguirlo para que la audiencia se quedase boquiabierta:

De modo que mostramos en la diapositiva un gráfico del iPhone, proyectando la pantalla de demo del iPhone de Steve en la misma posición en el gráfico. El truco era que cuando steve rotase el iPhone a modo apaisado, [...] también se debía rotar el gráfico del iPhone con el video insertado en sincronía.

Goodrich estima que el efecto del marketing creado a través de esta presentación equivalía a 1.000 millones de dólares en inversión de relaciones públicas. En otras palabras, una brutal campaña de marketing concentrada en un segmento de apenas 45 minutos.

Un repaso a los despidos y la mitología alrededor de Jobs

Steve Jobs

Uno de los puntos destacados es la "gestión" que hacen de los despidos bajo Steve Jobs.

Cuando NeXT dejó de hacer hardware, me despidieron. Una semana después, Steve me llamó y empezó a decirme "de acuerdo, Wayne, necesitamos que...", le interrumpí y dije "¿qué quieres decir con que necesitamos? Me despedisteis." Dijo "Oh", y colgó.

Pero ese no era el fin de la relación, dado que ocho meses después, su hermano que aún trabajaba en NeXT le pidió que llamara a Jobs. Como consecuencia, empezó a trabajar en las presentaciones más importantes de Pixar y Apple durante casi dos décadas. En otra ocasión, años después, Jobs le mandó a casa una noche tras una larga jornada para que pensase en cómo hacer para que no le despidiera al día siguiente. Goodrich fue a casa y elaboró "unos 15 o 16 borradores de un email para explicarlo todo". Después de darle vueltas, simplemente le dijo:

Steve, ya sabes cómo me siento, pero tú eres el jefe. Hazme saber mañana si estoy despedido o no.

Al día siguiente no se mencionó el tema para nada. Afirma que existe una mitología alrededor de su persona que viene de quienes no pudieron resistir a su alrededor. Muchas personas que creían hacer un buen trabajo, lo presentaban con la intención de lucirse y recibir buenas palabras de Jobs. Pero si él se daba cuenta de sus intenciones, les destrozaba.

En palabras de Goodrich, Jobs normalmente acertaba porque esas personas no habían hecho un buen trabajo. "Son ellos los que se cansaron y dijeron después todas esas cosas porque no podían admitir que no habían conseguido estar a la altura". El intercambio entre ambos ex-empleados de Steve Jobs es de lo más interesante. Resulta del todo recomendable echarle un vistazo, porque cuenta más detalles de interés.

Temas

Publicidad

Publicidad

Inicio