Compartir
Publicidad
Así es como un iPhone con eSIM y otra SIM clásica extra puede funcionar con las operadoras
iPhone

Así es como un iPhone con eSIM y otra SIM clásica extra puede funcionar con las operadoras

Publicidad
Publicidad

La parte con la que tengo más dudas sobre los rumores de los próximos iPhone es, sin pensarlo dos veces, la parte de las tarjetas SIM. Hoy mismo Eduardo comentaba esos rumores, afirmando que un iPhone con dos tarjetas SIM o con una SIM tradicional y otra eSIM puede dar mucho juego en China y en el mercado empresarial del resto del mundo.

Viendo cómo Apple lleva años impulsando la tarjeta SIM interna para ahorrar espacio y partes móviles, me inclino mucho más por la compañía empujando a la industria a que adopte ese estándar. Podríamos ver una mezcla de pasado y futuro en forma de un iPhone que levara una eSIM interna y una SIM tradicional, pero ¿cómo funcionaría?

A contracorriente con las operadoras

Apple Sim

Dejemos algunas cosas claras para despejar dudas antes que nada: a las operadoras no les interesa la idea de la eSIM, ya que implica poder hacer portabilidades instantáneas cuando con la SIM clásica hay que contactar con la propia operadora y meterse en un cruce de largas llamadas y contraofertas. Aún así, Apple está decidida a implantarla en sus dispositivos.

Y en cierto modo ya lleva tiempo dando pasos para esta implantación: hace ya años que los iPad llevan una SIM interna que nos permite contratar una tarifa de datos con apenas unos toques de dedo. Y más recientemente, los Apple Watch Series 3 LTE cuentan con una eSIM capaz de conectarse a la red 4G sin necesidad del iPhone.

De momento las operadoras han pasado por el aro: los iPad no tienen tanta necesidad de conexión como con los iPhone, y las negociaciones han hecho que sea obligatorio ampliar el plan de datos que tienes en el teléfono para poder conectar el Apple Watch a la red 4G. Es decir: no puedes contratar una línea de voz y datos diferentes para el reloj.

Pero claro, una cosa son tabletas y relojes y el otro es el centro de tu vida móvil: el iPhone. ¿Cómo puede Apple utilizar esa eSIM sin que las operadoras se le echen encima?

Línea principal y línea secundaria

Captura De Pantalla 2017 11 23 A Las 8 48 23 A M

Podemos hablar por ejemplo de un iPhone que siga utilizando la SIM clásica para su plan de datos principal, y que recurra a la eSIM para situaciones especiales. Yo podría tener mi plan de voz y datos con una operadora española, pero a la que me vaya dos semanas a los Estados Unidos podría utilizar la eSIM para contratar un plan de datos adicional para tener cobertura en el país. Y todo eso desde el propio terminal, sin tener que hablar con nadie.

Otro modo de verlo es al revés: que pases a depender de la eSIM para tu plan principal de voz y datos pero que siempre tengas la posibilidad de tener una SIM tradicional para que así puedes tener algún plan adicional ya sea por trabajo o porque te vas de viaje a otro país. O incluso que Apple te dé a elegir, aunque viendo lo que han hecho con el Apple Watch dudo que lleguemos a eso tan pronto.

De algún modo u otro se va a hacer, y todo depende de cómo las operadoras hayan querido negociar con Apple. Lo que veremos este otoño va a ser un primer paso, y estará seguramente reservado a los modelos de iPhone de gama más alta. Habrá que tener paciencia para que llegue a todos los modelos.

En Applesfera | Los iPhone de 2018 podrían incorporar tarjeta SIM de Apple, según rumores

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio